"Gracias a Dios solo fue una cortadura", afirmó Guillermo Celis

"Gracias a Dios solo fue una cortadura", afirmó Guillermo Celis

El volante de Junior habló del golpe que sufrió el pasado fin de semana, en un choque con Viera.

Así luce Guillermo Celis tras el choque con su compañero Sebastián Viera.

Así luce Guillermo Celis tras el choque con su compañero Sebastián Viera.

Foto: Archivo Particular

26 de abril 2016 , 09:58 a.m.

En medio del dolor por la herida sufrida en el juego del pasado fin de semana contra Boyacá Chicó, Guillermo Celis no ha perdido el buen sentido del humor. Recuerda, por ejemplo, las palabras de Sebastián Viera, su compañero de equipo, cuyo guayo fue el que le produjo el profundo corte en su ceja izquierda.

“Viera, como siempre recochando, me dijo que siempre voy a llevarlo a él en mi cuerpo, donde quiera que vaya. Y es la verdad, son casi 30 puntos que me cogieron, pero fue una jugada fortuita, eso nadie lo quiere hacer. Él salió a defender su arco y a defender al equipo”, manifestó Celis, quien se enteró del resultado final del partido montado en la ambulancia.

A poco de cumplirse 72 horas de la infortunada acción, el volante sucreño al servicio de Junior piensa que la cosa pudo ser peor y por ello le agradece a Dios. “Me asusté cuando vi a mis compañeros y a los rivales llevarse las manos a la cabeza porque pensé que había sido algo leve. Pero cuando me toco y veo la cantidad de sangre, ahí sí me asusté un poco, pero más me preocupé pensando que podía ser una fractura en el cráneo o algo parecido. Gracias a Dios solo fue una cortadura que se corrige con puntos y con cirugía”.

Celis asegura que siente escalofrío al ver lo profunda que fue la herida. Dice que se puso en la piel de los boxeadores, quienes las sufren más a menudo que los futbolistas, y se imaginó a todo lo que se exponen. Confiesa que le ha molestado un poco para conciliar el sueño.

“La primera noche dormí bien, pero el domingo no dormí del todo bien, me molestaba un poco, se me pasó totalmente el efecto de la anestesia y rabié porque tenía el ojo muy hinchado. Me cuesta mantener el ojo abierto, es bastante difícil, me molestan muchas cosas, cuando lo abro muy duro me duele y eso hacía que me despertara a cada rato”.

futbolred

Celis siendo atendido tras el golpe con Viera. Vanexa Romero/EL TIEMPO

Lo que más desea Guillermo Celis es volver a las canchas lo más pronto posible y por ello este lunes por la tarde asistió a la sede deportiva Adela de Char, donde dialogó con sus compañeros,  el técnico Alexis Mendoza y después se dirigió hacia su casa.

“Lastimosamente me voy a perder el partido contra Millonarios, pero aspiro a estar el fin de semana (contra Bucaramanga). Apenas cicatricen los puntos, y me sienta en condiciones, me voy a entrenar”, aseguró.

Escalante, listo para jugar

Otro jugador que terminó con un corte en el cuero cabelludo, Léiner Escalante, autor del gol del empate contra Boyacá Chicó, entrenó este lunes sin ningún inconveniente. El atacante soledeño dijo estar a disposición del cuerpo técnico.

“Me tomaron 7 puntos de sutura, que con los 12 de Celis ya estuviéramos clasificados a la Copa Libertadores (risas). Yo estoy disponible para jugar contra Millonarios, pero la última palabra la tiene el médico (Carlos Rolong). Tengo ganas de entrar al terreno de juego y ayudar a mis compañeros”, afirmó Escalante.

También entrenó normalmente el portero uruguayo Sebastián Viera, quien terminó el partido con un trauma en la pierna derecha, justamente en la misma jugada en la cual le produjo a Celis la cortadura en la ceja izquierda.

Herido utilero

El utilero de Junior, Léider Frías, fue herido a bala durante un intento de atraco en su residencia ubicada en el barrio Villa Muvdi, de Soledad. Los hechos sucedieron en la madrugada de este lunes cuando un sujeto con un arma de fuego le apuntó a Frías para que le entregara su teléfono celular.

futbolred

Léider Frías, utilero de Junior. Guillermo González/EL TIEMPO

El utilero opuso resistencia y comenzó a forcejear con el asaltante, pero un compañero de este le disparó en la espalda. Según Luis Aguilera, compañero de labores de Frías en Junior, el proyectil pasó cerca de su columna vertebral y por fortuna tuvo orificio de salida, aunque terminó impactando a un vecino con quien estaba departiendo en una fiesta familiar. Frías fue dado de alta este mismo lunes.

Manuel Ortega Ponce
Redactor ADN
Barranquilla

COMENTAR
GUARDAR