Cúcuta puso a sufrir a Chicó: ganó 4-2 pero clasificó el 'ajedrezado'

Cúcuta puso a sufrir a Chicó: ganó 4-2 pero clasificó el 'ajedrezado'

El equipo boyacense pasó a la final del Torneo de Ascenso por un gol, pues el global terminó 7-6.

Los 'motilones' juegan su primer año lejos de Cúcuta. Su presidente se lo llevó a Zipaquirá.

Los 'motilones' juegan su primer año lejos de Cúcuta. Su presidente se lo llevó a Zipaquirá.

Foto: César Melgarejo/CEET

04 de junio 2017 , 06:42 p.m.

Boyacá Chicó consiguió este domingo su clasificación a la final del Torneo de Ascenso en su primer semestre, a pesar de caer 4-2 en su visita al Cúcuta, en Zipaquirá. Los ‘ajedrezados’ terminaron pidiendo tiempo, pero superaron la llave por un global de 7-6.

El encuentro de vuelta de la primera semifinal del Torneo de la B no desentonó y cumplió con todas las expectativas entre dos favoritos a ascender. Así como sucedió en el encuentro de ida, en el primer minuto llegó una jugada relevante que empezó a definir la serie: una falta dentro del área ‘motilona’ generó una pena máxima que fue bien ejecutada por Misael Riascos (2 PT) y amplió así más la ventaja para los de Tunja. Duro golpe para la moral de Cúcuta, ya que ahora necesitaba de cuatro goles para igualar las cifras.

Tras el tanto, los rojinegros adelantaron sus líneas, se fueron en busca del empate y se adueñaron del encuentro, generando así las jugadas con mayor peligro. Estrategia arriesgada ya que proporcionaba espacios para que Chicó metiera miedo a través de los contragolpes. Pero ambos porteros respondieron ante las exigencias y evitaron alguna celebración.

Con el pasar del tiempo, y con una ventaja más cómoda, los boyacenses esperaron en su terreno de juego y dejaron que su rival hiciera el desgaste, situación que los hizo ver ordenados en defensa. Erwin Carrillo y Jhon Miranda estuvieron cerca de vencer la resistencia ‘ajedrezada’, pero la falta de definición y un poco de suerte se convirtieron en los principales obstáculos para los locales en ese instante.

Para la etapa complementaria, Cúcuta regresó al terreno del estadio Los Zipas con la firme convicción de jugársela todo en el ataque para acortar distancias, pero las cosas se complicaron con el segundo gol de los boyacenses, generado gracias a un contragolpe bien elaborado y que contó con la gran conclusión de Diego Valdés (5 ST), quien lograba su séptimo tanto en el campeonato y redujo aún más las esperanzas para los de la frontera.

Ya con una serie definida, los dirigidos por Flavio Robatto no bajaron los brazos y siguieron en la búsqueda de un resultado más decoroso, aunque eran conscientes de que las opciones de clasificación eran lejanas no dejaron de ofrecer espectáculo. Y bien que lo hicieron, ya que pusieron contra las cuerdas a su rival y lograron el descuento con prontitud gracias al gol del argentino Cristian Álvarez (14 ST).

Chicó intentaba frenar esa arremetida rojinegra y buscaba quitarle ritmo al encuentro con reiteradas faltas en el medio campo, pero a Cúcuta eso no lo detuvo en su deseo se sumar puntos para la clasificación y Diego Echeverri aprovechó un remate que pegó en el palo y puso el empate a los 34 minutos de reanudado el juego. Sin duda, premio para los locales quienes venían trabajando para cerrar decorosamente su participación en el Torneo.

Pero las emociones no se detuvieron ahí, Erwin ‘Alpinito’ Carrillo (38 ST) con un gran remate de larga distancia volteó el marcador del juego y le devolvió la ilusión a los cucuteños. Durante los últimos minutos tuvieron varias opciones de ampliar el marcador y la situación se complicó para la visita cuando Álvarez (47 ST) reapareció en el marcador e hizo realidad el sueño de llegar a la final. Pero el tiempo no fue suficiente para algo más y los ‘ajedrezados’ lograron una clasificación que terminó siendo más sufrida de lo que esperaban.

César Dussán
Especial para Futbolred

COMENTAR
GUARDAR