Mediterránea de Andrei
Archivo

Mediterránea de Andrei

A primera vista, este restaurante ubicado en Usaquén no parece ser tan espacioso como en realidad es. Pero apenas se abre la puerta,

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
07 de julio 2011 , 08:29 p.m.

A primera vista, este restaurante ubicado en Usaquén no parece ser tan espacioso como en realidad es. Pero apenas se abre la puerta, se descubre un lugar lleno de color, de una gran variedad de vinos, y de frutas y verduras dispuestas como en una casa rústica que nos transportan a las costas del Mediterráneo.

La entrada insignia es la burrata, un queso fresco y muy blanco hecho con leche de búfala. Consta de una cáscara delgada de mozarella que envuelve la straciatella, una mozarella deshilachada en crema espesa. Tiene un valor de $40.000 para dos personas. Entre las demás entradas frías se destacan los arenques, antipastos, carpaccios y ensaladas. El precio promedio es de $17.000.

En cuanto a platos fuertes, la carta también es muy completa, ya que abarca las carnes rojas, las aves -entre las que se puede encontrar el pato confit Clemantine- , los pescados y mariscos, risotto y pastas. Muy recomendado, el pato a la griega acompañado de ratatouille. El precio promedio de estos platos es $30.000.

Además de ser característicos de la decoración del lugar, los vinos son otro elemento distintivo de la oferta de Mediterránea de Andrei. A la oferta de las cepas más tradicionales, se suma la de tempranillos, champañas espumantes, vinos de aguja, vinos rosados y vinos fortificados. Finalmente, la carta incluye combinaciones o assemblages. Todos los vinos tienen un precio para llevar y otro si es servido en la mesa..

COMENTAR
GUARDAR