Chelsea ya no tiene en la mira el título
Archivo

Chelsea ya no tiene en la mira el título

Frente al Manchester United, su gran rival en los últimos años, los posh pelearán su cupo en Europa.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
28 de febrero 2011 , 09:04 a.m.

Por primera vez en muchos años, la principal preocupación del Chelsea en el partido del martes en Stamford Bridge contra el Manchester United por la Liga Premier inglesa de fútbol, no será el título. 

A 15 puntos del líder United y a 11 del escolta Arsenal, las esperanzas del Chelsea de retener el título se esfumaron y ahora debe concentrarse en luchar con Manchester City y Tottenham Hotspur por las restantes plazas de clasificación a la Liga de Campeones.

Chelsea no termina fuera de los cuatro primeros puestos desde el 2002, el año anterior a la llegada del magnate ruso Roman Abramovich, quien está obsesionado con ganar la Liga de Campeones y no se conformaría con la Liga Europa.

United tiene 60 puntos, cuatro más que el Arsenal. El City está tercero con 50, seguido del Tottenham con 47. Chelsea, quinto con 45, tiene un partido menos respecto a los 'Spurs' y los dos primeros y dos menos que el City. 

La situación del conjunto londinense todavía está en sus manos ya que debe enfrentar al City y al Tottenham en Stamford Bridge, aunque también tiene que visitar Old Trafford. 

Su historial en casa frente al United en los últimos años es alentador, ya que no pierde desde el 2002 y, después de haber tenido un fin de semana libre, el capitán John Terry dijo que su equipo estaba ansioso por volver a la acción.

"Estamos confiados en casa y la manera en que ellos juegan tal vez nos ayude" declaró Terry en la página de internet del club. "No estoy seguro de cómo van a venir, pero otros equipos que vienen a Stamford Bridge se meten atrás y a nosotros se nos hace difícil quebrarlos. Es un partido que estamos obligados a ganar y los hinchas lo van a estar esperando",  agregó. 

Aunque el Chelsea tuvo un fin de semana libre, estuvo igualmente en todos los periódicos luego de que medios informaran que el defensor Ashley Cole disparó a un empleado del club con un rifle de aire comprimido.

El club trató el asunto internamente y tomó una "medida apropiada", pero la policía de Surrey, que controla el área donde ocurrió el incidente en el campo de entrenamiento en Cobham, indicó el lunes que está investigando. 

Por su parte, el entrenador del United, Alex Ferguson, estará contento de saber que podrá contar con el delantero Wayne Rooney, quien finalmente no fue sancionado por un codazo que le dio a un rival en el duelo del sábado con Wigan Athletic.

De todos modos, Ferguson podía estar tranquilo de poder tener un reemplazante en el mejor nivel como es el caso del mexicano Javier Hernández, quien el sábado marcó un doblete.

Uno que regresaría al equipo es el experimentado Ryan Giggs, quien dejó atrás un problema muscular.  "Siempre es un partido importante contra el Chelsea", sostuvo Ferguson al canal de televisión del United (MUTV). "Solíamos tener un gran historial allí, pero en los últimos siete años ha sido pobre. Tenemos que hacer algo con eso y es lo que haremos el martes", continuó.

Reuters

COMENTAR
GUARDAR