Arsenal derrotó 2-0 a Wolverhampton en la Premier
Archivo

Arsenal derrotó 2-0 a Wolverhampton en la Premier

Robin Van Persie fue la figura del encuentro al marcar los dos tantos de los 'gunners'.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
12 de febrero 2011 , 10:21 a.m.

El rival de Barcelona en los octavos de final de la Liga de Campeones, sacó adelante la visita del colero gracias al acierto del atacante holandés.

Liverpool, por su parte, dio un nuevo paso atrás. Después del mazazo propinado hace una semana en Stamford Bridge, ante el Chelsea, el cuadro de Kenny Dalglish volvió a las andadas. No pasó del empate ante el Wigan del español Roberto Martínez, que pelea por evitar los puestos de descenso.

El portugués Raú Meireles volvió a marcar. Adelantó a los 'reds' a la media hora. Pero se estancó tras el empate del marfileño Steve Gohouri en el minuto 65. El serbio Nikola Zigic dio aire al Birmingham.

El balcánico, del que se especuló con su salida meses atrás, disputó todo el partido. Marcó en el tiempo añadido y propició la victoria de su equipo ante el Stoke City (1-0).

Mientras el Blackburn y el Newcastle empataron sin goles y permanecen en el ecuador de la clasificación inglesa tras la vigésima séptima jornada, el Aston Villa no pasó del empate en el choque ante el recién ascendido Blackpool (1-1).

El cuadro de Birmingham se adelantó a los diez minutos gracias a Gabriel Agbonlahor. Pero cuatro minutos después Elliot Grandin dejó el partido en empate.

El espectáculo de la sesión estuvo en el estadio The Hawthorns, donde el West Bromwich y el West Ham, en el duelo de implicados en la lucha por la permanencia, terminaron con empate a tres.

El cuadro local disfrutaba de una ventaja de 3-0 al inicio de la segunda parte, gracias a los goles de Graham Dorrans, Jerome Thomas y Winston Reid, en propia puerta. Pero la reacción visitante tuvo su fruto. A siete minutos del final, el francés de origen senegalés Demba Ba, que había marcado el primer gol, estableció el empate. Antes, Carlton Cole había estrechado las distancias.

En el clásico de Manchester, United salió airoso (2-1) y dio un golpe de autoridad a la Premier que domina con soltura y en la que solo resiste ya el Arsenal, que cumplió al Wolverhampton y queda como amenaza única del cuadro de Alex Ferguson.

Redacción deportes
EFE

 

 

COMENTAR
GUARDAR