Así actuaron, uno a uno, los jugadores de Alemania contra Uruguay
Archivo

Así actuaron, uno a uno, los jugadores de Alemania contra Uruguay

Butt: Jugó su primer partido en el Mundial. En una jugada temeraria se arrojó a los pies de Edinson Cavani y luego interpuso tambi

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
10 de julio 2010 , 10:56 a. m.

Butt: Jugó su primer partido en el Mundial. En una jugada temeraria se arrojó a los pies de Edinson Cavani y luego interpuso también su cuerpo para cerrar el ángulo de Luis Suárez. Al mismo jugador del PSV Eindhoven le ahogó el grito de gol con un acrobático vuelo a la izquierda. Siempre atento, no hizo sentir falta de Neuer.

Boateng: De sus botas salió el centro para el empate 2-2 firmado por Jansen, pero por su zona mucho tránsito tuvo que controlar cada vez que Cavani o Forlán se inclinaban sobre esa banda.

Friedrich: Estrelló el balón en el horizontal con un cabezazo potente. El panorama se le oscureció cuando tuvo que verse en el mano a mano con Forlán y Suárez. Una falta suya pudo haber provocado una tragedia sobre los noventa minutos, pues el astro del Atlético de Madrid despachó un tiro franco que explotó en el horizontal.

Mertesacker: Atento en el anticipo a Forlán, como el cabezazo que el neutralizó a los 25 minutos. Tuvo que emplearse a fondo para impedir que los desbordara el trío de ataque uruguayo.

Aogo (1): Una tarjeta amarilla y muchas desatenciones como la perfilada de Egidio Arévalo que costó a Alemamia el segundo gol.

Schweinsteiger: la noticia buena fue que de sus botas salió un potente remate que dio origen al primer gol, pero la mala fue que al dejarse desarmar en su territorio, dio paso a un fulminante contraataque de Uruguay que emparejó las cosas. Sufrió con la cancha pesada que dejó el temporal en Puerto Elizabeth.

Khedira: Todo lo hacía bien como un buque barre minas en la mitad de la cancha, probó a la portería en el primer tiempo, pero las cosas le salieron mejor en el segundo cuando de cabeza aprovechó una vacilación monumental de la defensa Celeste y clavó de cabeza el tercero. Bonita forma de preparar la negociación final con el Real Madrid.

Mueller: Una pintura de gol en el comienzo del partido, raudos desbordes, permanente búsqueda del espacio vacío y un dolor de noventa y pico de minutos que causa al equipo rival. Figura del encuentro por el tercer puesto del Mundial, el joven talento confirmó que está para grandes cosas en el fútbol y que lo suyo apenas comienza.

Oezil: Se puso el mono de trabajo y cumplió en silencio con la función de recuperación y puesta en marcha de los motores de salida.

Jansen: Un gol en el momento preciso para dejar el partido como en el comienzo y a partir de entonces, constantes apariciones desde el fondo por el carril izquierdo, hasta que el gas le aguantó.

Cacau: Amarilla a los pocos minutos de comenzar el partido.

Apareció con cierta ambición cuanto tuvo algunos metros para la carrera, pero no pudo hacer olvidar a Miroslav Klose y así, el tamaño de su trabajo es diminuto. Lo sustituyó Kiebling.

Kiebling: entró por Cacau y poco después quemó con un remate las manos de Muslera y pudo clavar la puntilla sobre los 88 minutos.

Kroos: sustituyó a Jansen con la misión de cerrar el callejón.

Tasci: Sustituyó a Oezil sobre los 89 minutos. Sin nota.

Puerto Elizabeth (Sudáfrica), EFE .

Más información del Mundial de Sudáfrica 2010: www.futbolred.com/mundial .

COMENTAR
GUARDAR