Marsella, que enfrenta al Rennes, podría ser campeón en Francia esta fecha
Archivo

Marsella, que enfrenta al Rennes, podría ser campeón en Francia esta fecha

Para que esto suceda, tendrá que ganar su partido y que el Auxerre no gane al Lyon en Gerland.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
04 de mayo 2010 , 05:16 a. m.

Todos los ingredientes están sobre la mesa para que el equipo de Didier Deschamps cocine su primer título liguero en 18 años, el noveno de su historia, el del renacer de una formación que vivió sus años gloriosos a principios de los 90 antes de un doloroso descenso a los infiernos.

Con 72 puntos en su casillero y a falta de tres jornadas para el final, los marselleses cuentan con un colchón de cinco puntos con respecto al Auxerre, el único equipo que parece en condiciones de retrasar el triunfo del equipo.

Los medios franceses aseguran que, a escondidas, el club preparó una fiesta para celebrar el título si la combinación de puntos se produce.

La sed de la afición, considerada la más numerosa de Francia, es tan grande como el periodo que acumulan sin haber sumado un título liguero.

El triunfo será la consagración de un Deschamps que logra su primer título liguero en Francia en su segunda intentona, tras haber dirigido al Mónaco entre 2001 y 2005.

Asentado en un jugo sólido, el equipo superó la irregularidad de la primera parte de la temporada para ir escalando puestos. Desbancó del liderato a un Girondins de Burdeos en caída libre y, desde entonces, no se apeó de la primera plaza.

Deschamps construyó un conjunto solidario en el que no destaca ninguna gran estrella. Sólo el atacante senegalés Niang, con 17 dianas, saca la cabeza del grupo. Le sigue el brasileño Brandao que con ocho tantos está lejos de las espectativas que levantó.

El español Fernando Morientes, que fue fichado por la experiencia que podía aportar al grupo, apenas apareció y su aportación se resume a un tanto en las doce veces en las que jugó, sólo cuatro de ellas como titular.

Tampoco respondió a las espectativas la aportación del argentino Lucho González, el fichaje más caro de la historia del club (18 millones de euros), autor tan sólo de cuatro goles en 29 partidos, lejos de las esperanzas que la afición había puesto en este reputado goleador procedente del Porto.

El equipo marsellés hizo una importante inversión al principio de temporada, que también vio la llegada de dos defensores de peso, el senegalés Souleymane Diawara y el argentino Gabriel Heinze.

La recuperación del equipo no llegó a tiempo para que pudiera hacer algo importante en la Liga de Campeones, donde cayó en la primera ronda. En octavos de final de la Liga Europa fue eliminado por el Benfica portugués.

Descontado el triunfo marsellés en la liga, a lo que sólo falta ponerle fecha, la pelea se centra ahora en los puestos que dan acceso a la Liga de Campeones, a los que optan el Auxerre, el Lille, el Lyon y, con menos opciones, el Girondins de Burdeos y el Montpellier.

El Auxerre cuenta con ventaja pero se mide esta semana al Lyon, su principal rival por el subcampeonato. Los lioneses tienen cinco puntos menos que el Auxerre, pero cuentan con un partido de retraso.

El duelo de mañana puede cambiar las cosas.

El Lille, está tercero de la clasificación, viaja a Toulouse, un equipo de la zona media de la tabla con la intención de mantener sus opciones de clasificación para la máxima competición europea.

El Burdeos se mide al Niza en la Cosa Azul y el Montpellier viaja a Sochaux. Tanto catalanes como girondinos tienen 60 puntos, a cuatro de la tercera plaza, la última que abre las puertas de la Liga de Campeones.

EFE 

COMENTAR
GUARDAR