Barcelona venció 1-0 a Espanyol en el clásico catalán y sigue como líder
Archivo

Barcelona venció 1-0 a Espanyol en el clásico catalán y sigue como líder

Un discutido penalti transformado por el sueco Zlatan Ibrahimovic (38') le dio la victoria a los azulgranas, en un encuentro en el que los de Pep Guardiola olvidaron su mejor versión.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
13 de diciembre 2009 , 07:31 a.m.

El Barcelona ofreció su peor versión en muchas jornadas. No sufrió en exceso, pero sí se vio superado durante muchos minutos por su rival, un voluntarioso Espanyol, que llegó como tantas otras veces como víctima propiciatoria.

Ganaron los azulgrana gracias a un discutido penalti transformado por Ibrahimovic que marcó su undécimo gol en la Liga y que sirve al Barça para continuar al frente de la clasificación en su último partido de 2009 en el Camp Nou.

El exceso de encuentros en pocas fechas pasó factura a los azulgrana. Eso y el hecho de que el Barça cambió su manera de jugar y le dio más protagonismo a los apoyos en la medular de Ibrahimovic.

De hecho, el sueco jugó muchos minutos en el centro del campo, buscando la posibilidad de crear espacios entre los dos centrales blanquiazules.

Sin Leo Messi, lesionado, el Barça buscó la proyección por la banda de Pedro, que estuvo muy incisivo y dispuso de la mejor ocasión del primer tiempo cuando robó un balón a Chica y remató por encima del travesaño del camerunés Carlos Kameni (m.14).

Como es habitual en los últimos derbis en el Camp Nou, el Espanyol se resguardó en exceso, sobre todo en la primera mitad. Al equipo que dirige el argentino Mauricio Pochettino la posesión del balón apenas le duraba y el Barça intentó arrollar al rival.

Pero le costó entrar en materia a los de Guardiola, demasiado impreciso y con un pase de más en muchas ocasiones. Además Kameni, que suele firmar buenas actuaciones en el Camp Nou, estuvo muy atento en un par de acciones de reflejos en los primeros minutos.

El primer aviso del partido lo dio el Espanyol, con una acción de Iván Alonso, y los blanquiazules remataron otra vez más, en el 15, en un gran disparo de Joan Verdú que salvó Víctor Valdés. Eso fue todo lo que ofreció en el primer tiempo.

El Barça construyó no desde Xavi Hernández y Andrés Iniesta, como es natural, sino a partir de Ibrahimovic y sus desmarques, con lo que el juego de los azulgrana ofrecía otros automatismos.

De hecho el sueco asistió en dos ocasiones que pudieron ser gol.

Una al francés Thierry Henry (m.17) y otra al brasileño Maxwell (m.36), que hoy sustituyó al francés Eric Abidal en el lateral izquierdo.

Sin embargo, el primer gol llegó en un penalti transformado por el nueve del Barça en el minuto 38, tras una acción dentro del área de Raúl Baena sobre Xavi que fue muy protestada por los blanquiazules.

Cambió el panorama en el segundo tiempo con la entrada de Javi Márquez y de Juanmi Callejón por parte del Espanyol. Salvo unos primeros minutos en los que el brasileño Dani Alves (m.50 y m.53) aprovechó los espacios por su banda, los blanquiazules se hicieron con el control de la situación.

Con mucho desparpajo y las ideas muy claras, los de Pochettino, sin llegar a crear ocasiones de gol, empezaron a creer en sí mismos y crearon confusión al Barça, que no acababa de funciona y se mostró demasiado errático.

Los azulgrana, que no tenían frescura física, recuperó sus opciones con la entrada del marfileño Seydou Keita como centrocampista. A partir de entonces, sin brillo, el Barça al menos dejó de sufrir, frente a un rival que apuntaba, pero no llegó a disparar en toda la segunda mitad.

Entró Bojan Krkic por Ibrahimovic, en el cuarto de hora final, pero los azulgrana no funcionaban en ataque y sólo tuvieron una ocasión clara que salvó el argentino Facundo Roncaglia bajo palos en el minuto 90. Al Espanyol le queda el consuelo de haber plantado cara al todopoderoso Barça. Los locales apenas tendrán tiempo de reflexión, mañana viajan a Abu Dhabi para jugar el Mundial de Clubes.

Ficha técnica:

FC Barcelona: Valdés; Alves, Piqué, Puyol, Maxwell; Touré (Sergio Busquets, m.85), Xavi, Iniesta; Pedro (Keita, m.60), Ibrahimovic (Bojan, m.76) y Henry.

RCD Espanyol: Kameni; Roncaglia, Pareja, Víctor Ruiz, Chica; Forlín, Baena (Javi Márquez, m.46); Luis García, Verdú (Callejón, m.46), Corominas (Ben Sahar, m.76) e Iván Alonso.

Gol: 1-0, m.38: Ibrahimovic, de penalti.

Árbitro: Iturralde González (C.Vasco). Mostró cartulina amarilla a Forlín (m.18), Chica (m.30), Ibrahimovic (m.31), Baena (m.38), Luis García (m.39), Piqué (m.84) y a Puyol (m.86).

Incidencias: Asistieron al encuentro 84.759 espectadores en partido correspondiente a la decimocuarta jornada disputado en el Camp Nou.

EFE

COMENTAR
GUARDAR