Con Centauros, Rionegro inicia serie de tres partidos decisivos para su suerte
Archivo

Con Centauros, Rionegro inicia serie de tres partidos decisivos para su suerte

Uno está virtualmente clasificado y el otro está procura de asegurar el cupo, con buenas opciones. Un empate no les vendría mal a los rivales que se medirán en Villavicencio.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
10 de septiembre 2009 , 12:58 p.m.

El que está virtualmente clasificado es Centauros, que en los dos últimos torneos se quedó por fuera de los cuadrangulares y que en el primer semestre del año cumplió una paupérrima actuación. Rionegro, que el año pasado disputó la promoción con Deportivo Pereira (que conservó la casilla en la Primera A), está enredado producto de su irregularidad, pero depende de sí mismo para asegurar su concurso en la próxima fase del torneo.

 

El cuadro de casa intentará obtener una victoria que le permita cumplir dos objetivos: primero, resarcirse de la goleada que sufrió el pasado domingo en Tunja a manos de Boyacá Patriotas (0-3) y que redundó en la pérdida del liderato del Grupo B de la Copa Premier II, ahora en poder de Unión Magdalena; segundo, llegar a los 28 puntos que, sin duda, le darán un cupo en la fase semifinal, de la cual estuvo ausente en las dos más recientes ocasiones.

 

Centauros es el equipo que más ganó hasta ahora en este segundo semestre, en ocho oportunidades, y como local acredita un récord de 5-1-0 en seis presentaciones. Una fortaleza que le permitió mantenerse en lo más alto de la clasificación durante largo rato y que ahora le sirve para asumir con confianza la recta final. Sin embargo, el cuadro de Eduardo 'El Abuelo' Cruz tendrá que disipar las dudas generadas desde que a comienzos de agosto perdió su invicto en Bogotá, con Academia FC, pues desde entonces su rendimiento ya no es el mismo.

 

Diferente es la situación de su rival, que partió como uno de los grandes favoritos al título y todavía no sabe si va a poder disputar ese privilegio. Los antioqueños, acosados todo el tiempo por las reiteradas suspensiones y las lesiones, no han podido mantener la regularidad y, por eso, a estas alturas de la campaña, todavía no saben cuál va a ser su futuro. Claro que, con un poco de suerte, podrá resolverlo en el transcurso de los próximos 270 minutos de juego.

 

En efecto, los tres siguientes juegos de los dirigidos por Albeiro de Jesús García pueden marcar su rumbo en este torneo, para bien o para mal: después de visitar a Centauros en Villavicencio, Rionegro jugará el clásico intergrupos con el superlíder Itagüí Ditaires, en casa de este, y luego recibirá en La Ceja a Unión Magdalena. Un buen balance en esos tres encuentros le permitirá asumir con tranquilidad los restantes previstos, contra Academia (V), Juventud Soacha (L) y Atlético La Sabana (V).

 

De los equipos involucrados en la pelea por un cupo a la instancia semifinal en este Grupo B, Rionegro es el único que tendrá que actuar por fuera de su casa en más de tres oportunidades. Un factor que, en otros tiempos, sería una ventaja. No sobra recordar que hasta hace muy poco, antes de entrar en un bache de resultados, los 'leones de oriente' eran el mejor visitante de la temporada. Si recuerdan esos momentos, muy seguramente volverán a ser protagonistas de la segunda fase del torneo.

Una sola vez, en el transcurso del último año y medio, se vieron las caras Centauros y Rionegro en el césped del estadio Manuel Calle Lombana (Macal) de la capital llanera. Fue el 20 de septiembre del año pasado, cuando el local triunfó por la mínima diferencia.

COMENTAR
GUARDAR