Booth, único blanco de Sudáfrica, nunca vivió gritos racistas como jugador
Apuestas Futbolred
Archivo

Booth, único blanco de Sudáfrica, nunca vivió gritos racistas como jugador

La formación del equipo entrenado por el brasileños Joel Santana y que enfrentará a España por el tercer y cuarto puesto del torneo, cuenta habitualmente con diez jugadores de raza negra y uno blanco.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
27 de junio 2009 , 10:46 a. m.

El defensa de la selección surafricana Matthiew Booth, único jugador blanco fijo en las alineaciones de los "Bafana, bafana" en la Copa de las Confederaciones, afirmó que nunca sufrió gritos o ataques racistas en los quince años que lleva como profesional del fútbol.

Booth, nacido en Ciudad del Cabo hace 32 años, mide 1,98 metros y milita en el Mamelodi Sundowns, afirmó que no es el único blanco del actual grupo de la selección en alusión al guardameta Rowen Fernández, y recordó que en otros momentos de la historia reciente del país, hubo más jugadores blancos en la selección.

Casado con una mujer negra, Booth ha jugado en Rusia y en Inglaterra y durante los partidos de la selección se suele oír un sonido que llega desde las gradas similar a de los gritos racistas que se han escuchado en más de una ocasión en los campos de España u otros países contra los futbolistas negros.

En este caso la apariencia engaña, ya que parece que se escucha el sonido "uuuuu" y lo que en realidad se dice es "Booth", tal y como reconoció el propio jugador, una de los fijos en las alineaciones actuales del equipo sudafricano.

Booth quiso desmontar el tópico de que a los blancos sólo les gusta el rugby e indicó que no ha sentido nunca connotaciones racistas en su entorno, al tiempo que se consideró un admirador de las vuvuzelas, las cornetas que suenan constantemente en las gradas cuando están pobladas por seguidores sudafricanos.

"En cada país hay una cultura y a mí nunca me han gritado", prosiguió Booth, quien en estos momentos desea tomarse la revancha futbolística ante España, en el partido por el tercer y cuarto puesto que se disputa mañana.

"Nos dejó muy disgustados el primer partido y ahora tenemos la oportunidad de tratar de ganar a los españoles", dijo Booth, quien también destacó el potencial de sus atacantes, Fernando Torres y David Villa.

"Hay que estar concentrado los noventa minutos. Ya vimos en el primer partido como Villa falló un penalti y en la jugada siguiente nos marcó. Son muy peligrosos", dijo Booth, quien, aunque está satisfecho de jugar contra España, no niega que le resultó muy sorprendente su derrota contra Estados Unidos.

EFE

Comentar
Guardar