"Lo que uno siente es impotencia", dijo el profesor Alberto Gamero
Archivo

"Lo que uno siente es impotencia", dijo el profesor Alberto Gamero

El técnico del Boyacá Chicó le dejó a la opinión pública el análisis de la actuación de Sebastián Valencia, el árbitro del juego en el que Once Caldas derrotó 2-1 al cuadro ajedrezado.

25 de mayo 2009 , 01:20 p.m.

"Yo no puedo comentar los errores arbitrales, ustedes (los periodistas) vieron los errores que se dieron en el partido". Con esas palabras el profesor Gamero explicó lo sucedido en el estadio Palogrande, el domingo en el duelo de su equipo con el Once Caldas y que se vio marcado por reiteradas decisiones erradas del árbitro Valencia.

El samario agregó sobre la acción del penalti en una acción en la que intervinieron Evert Palacios y Ariel Carreño: "'Chaca abre los brazos y desde antes de entrar al área ya se estaba tirando (Carreño). Es infortunado eso que sucede y lo que siente uno es impotencia".

Gamero aclaró que en ningún momento les dijo a sus jugadores que se salieran del terreno de juego del estadio Palogrande. "Yo le dije a los muchachos que no quería más expulsados, que estuvieran tranquilos ya que acá no tengo más jugadores y el miércoles tenemos otra final".

De otra parte Eduardo Pimentel, máximo accionista del Chicó, le afirmó a la prensa en Manizales que en caso no tener las garantías en el próximo partido no presentaría a su equipo frente al Tolima.

"¿Cuál es la palanca de ese señor que pita a pesar de tantas equivocaciones? Acá hay otros árbitros mejores y no se entienden las razones por las que nos mandan árbitros del Eje Cafetero, a los líneas con los que más problemas hemos tenido. Nosotros desde el viernes mandamos una carta de protesta por la designación", afirmó Pimentel, quien se notaba molesto y afectado por lo sucedido en el duelo de la primera fecha de los cuadrangulares semifinales del fútbol profesional colombiano.

COMENTAR
GUARDAR