James Rodríguez tuvo un vuelo feliz de regreso a casa
Archivo

James Rodríguez tuvo un vuelo feliz de regreso a casa

El nuevo '10' del Real Madrid volvió a mostrar todo su cariño a los hinchas en su vuelta al país.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
24 de julio 2014 , 07:18 a.m.

Para que se hagan una idea de lo que comienza a significar el paso de James Rodríguez al Real Madrid: este miércoles pisó por primera vez suelo colombiano como jugador 'merengue', y prácticamente recibió trato presidencial. Una camioneta lo recogió en la pista del aeropuerto El Dorado apenas el vuelo 6585 de Iberia llegó a su sitio de parqueo y lo dejó en la avioneta que lo llevó hacia Bogotá, junto con su esposa, su mamá, su hermana y su hija. (Lea aquí: James es el tercer fichaje más caro en la historia del Real Madrid).

Muchos de los pasajeros que venían en el Airbus 345 que salió del aeropuerto de Barajas rumbo a Bogotá no se dieron cuenta de que James fue el penúltimo en subirse a la aeronave, en especial los que venían en la parte de atrás del avión. Pero a los que estaban más adelante, sobre todo los niños, se les iluminaron los ojos.

“¿Es tan famoso este chaval en tu país?”, preguntaban las azafatas, todas españolas, que, igual, no perdieron tiempo y se tomaron fotos con James, que venía vestido con un jean y una camiseta negra. Algunas no lo conocían. Otra sí le pidió un autógrafo con conocimiento de causa: “Mi hijo es hincha del Real Madrid”, dijo.

Y fue a través de una de esas azafatas que James volvió a llenar de alegría a varios niños, como sucedió en la presentación en el Bernabéu. Carlota Mayol Temprano, de nueve años –quien viajaba junto con sus padres, su hermana melliza Simoneta y su hermano mayor, Joaquín, de 11–, sacó una hoja de su diario y le mandó un mensaje. “Al principio yo no sabía que él estaba en el avión hasta que mis papás me dijeron y yo me sentí muy feliz. Le mandamos una carta diciéndole que lo queríamos conocer y que me gusta mucho verlo.

Cuando me di cuenta, una azafata vino y me dijo que James nos necesitaba”, dijo Carlota. No solo le permitió tomarse la foto sino que le firmó la primera página de la edición de miércoles del diario ‘As’, en la que James aparecía en la portada, que Carlota encontró dentro del avión.

Lea también: Real Madrid vendió 345 mil camisetas de James Rodríguez en dos días

Otro niño, Gabriel García –vestido con un uniforme blanco de la Selección–, con el pretexto de que el piloto le iba a enseñar la cabina, fue acompañado por una azafata a la clase ejecutiva, de donde salió con la foto de James.

“Una de las azafatas nos pidió mucha discreción, para no molestar a los demás pasajeros. Yo solo vi a James cuando se estaba bajando del avión; me trepé un poco en la silla para verlo. ¡Y después vi que el niño venía con la foto!”, dijo Juan Carlos García, el padre de Gabriel.

La salida del avión de James requirió de un “operativo” especial. El paso hacia la clase ejecutiva estaba bloqueado por los carros que transportan la comida de los vuelos y tapado con una cortina. De esta forma, el jugador y su esposa salieron por una puerta distinta, bajaron una escalera y, acompañados de un funcionario de Iberia, subieron a una camioneta.

El resto de pasajeros solo se dieron cuenta por el aplauso de los empleados del aeropuerto. Algunos de ellos aseguran que dos policías llegaron hasta la banda 2 de El Dorado, donde llegaba el equipaje de ese vuelo, y recogieron un par de maletas, supuestamente pertenecientes a James.

Los que iban en la parte de atrás del avión no tuvieron tanta suerte. Al menos esta vez. Carol Guiza, una colombiana que estaba con su novio en Madrid, asistió el lunes a la presentación de James. Se bajó del avión estrenando la 10 del Real Madrid. “No lo pude ver esta vez, pero la presentación fue una locura. Las camisetas no las vendieron sino hasta que se dio la presentación. Y se agotaron”, explicó. James hace rápido el curso de ídolo. Y a pesar del tratamiento casi presidencial, sigue humilde.

EDWARD ORTIZ
JOSÉ ORLANDO ASCENCIO
Redacción de Deportes

COMENTAR
GUARDAR