Las cinco fortalezas de Alemania y Argentina
Archivo

Las cinco fortalezas de Alemania y Argentina

Las dos selecciones preparan lo mejor que tienen para disputar una nueva final en un Mundial.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
12 de julio 2014 , 02:58 p.m.

El domingo será el día de la cita con la historia para ambos seleccionados. El día que volverá a reunir a los equipos de dichos países para coronar al mejor y para suceder a España, que hace más de dos semanas se fue a su casa.

En el mítico estadio Maracaná se decidirá al mejor, cada selección con sus virtudes y errores. Los alemanes con esa fuerza de juego colectivo que se vuelve temible y que tiene esos siete goles marcados a Brasil como su mejor carta de presentación; Argentina con su carácter. Con la fuerte personalidad de un plantel de jugadores que sabe jugar, y 'morir' si es el caso, este tipo de enfrentamientos.

Acá contaremos cinco virtudes de cada equipo, con las que llegan y se hacen fuertes para el partido del domingo:

Alemania, una generación que quiere revancha y su cuarto título mundial

1. No hay posiciones fijas en sus jugadores. Cada uno tiene un libreto claro de juego, pero su capacidad física le permite aparecer en distintos lugares del campo. "Alemania ocupa muy bien los espacios", dijo el técnico de Argentina, Alejandro Sabella, en días pasados en uno de los elogios del entrenador al plantel europeo.

2. El momento de Toni Kroos. El mediocampista fue una de las grandes figuras en el histórico 7-1 sobre Brasil. Ahora, tras la ronda semifinal, Kroos comanda la clasificación de la Fifa en el Mundial; es hasta el momento el mejor jugador del campeonato.

3. La fortaleza mental de su plantel. Todo el grupo de jugadores sabe que esta es la oportunidad histórica para quedar en la historia, para volver a ser campeones del mundo luego de 24 años.

4. El arquero, Manuel Neuer. La sensación que entrega es la de ser un arquero imbatible. Fuerte arriba y abajo. Rápido al salir de su arco, que intuye la jugada y está un segundo adelantado a lo que haga el delantero rival.

5. La capacidad ofensiva. Lleva convertidos 17 goles en seis partidos. En cuatro juegos marcó dos o más veces. Es un equipo en el que no solo convierte Müller, también lo hace Khedira, Schürrle, Özil, Klose, Kroos, Hummels y Götze.

Argentina y su anhelo por ser campeón mundial

1. Javier Mascherano es el emblema de este equipo. Por su carácter y por lo que contagia. A él hay que nombrarlo de primero, incluso por encima de Messi, porque es el corazón de un conjunto que va de menos a más y que quiere la gloria.

2. Lionel Messi y su magia. Si bien es cierto que la estrella de Barcelona no ha hecho un gran Mundial, es verdad que apareció en algunos momentos y con eso le alcanzó para convertir cuatro goles. Los aficionados de Argentina sueñan con que en la final se ilumine y pueda llevar a su equipo a la tercera copa mundial. 'La pulga' fue nombrado en cuatro ocasiones como el jugador del partido por la Fifa, en cuatro triunfos de Argentina.

3. Sergio Romero. El arquero de Argentina se consolidó y está en un gran momento. Lleva tres partidos sin recibir gol y esa es otra virtud de un equipo que desde lo individual ha crecido. Será otra muralla a derribar por los alemanes.

4. La defensa de Argentina creció a medida que fueron pasando los partidos. Ya son 313 minutos sin recibir gol, y en los seis compromisos disputados ha recibido tres anotaciones. El sector del campo donde habían más dudas terminó siendo una de las virtudes del equipo que dirige técnicamente Alejandro Sabella.

5. La mentalidad del plantel. El futbolista argentino, así como el uruguayo, sabe afrontar este tipo de retos. Sabe jugar una final del mundo y este plantel entiende que es ahora el momento para quedar para siempre en la historia. Para suceder en la gloria a ese plantel histórico de 1986 que tenía a Maradona como eje de juego y que fue el último en coronarse campeón, hace 28 años.

Con esas virtudes Alemania y Argentina buscarán un nuevo título mundial. El mítico estadio Maracaná será testigo de la coronación deTony Kroos y el resto de plantel alemán o de Lionel Messi, quien como capitán de Argentina será el encargado de levantar la copa del mundo en caso de ser el nuevo campeón del mundo.

Leonardo Duque Soto
Periodista Futbolred
leoduq@eltiempo.com
Enviado especial a Brasil

COMENTAR
GUARDAR