Así jugó Holanda: Robben, Vlaar y nadie más
Archivo

Así jugó Holanda: Robben, Vlaar y nadie más

El conjunto 'oranje' cayó por penaltis ante Argentina y se quedó a las puertas de la final.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
09 de julio 2014 , 01:58 p.m.

Así jugó la selección holandesa de fútbol el partido de semifinales del Mundial de 2014 que perdió frente a Argentina en la tanda penaltis (2-4), con la que el equipo del técnico Louis Van Gaal irá a disputar el sábado en Brasilia el tercer lugar ante Brasil.

Jasper Cillessen (7): seguridad. El portero holandés mostró seguridad siempre que fue exigido y en el primer tiempo se arriesgó incluso para regatear al argentino Gonzalo Higuaín. No detuvo ningún penalti en la tanda y trajo el recuerdo de su suplente Tim Krul, decisivo ante Costa Rica, en el paso a las semifinales.

Bruno Martins Indi (4): sacrificio. Como zaguero por izquierda le tocó sortear varias veces el ataque de Argentina, que en el primer tiempo se recostó reiteradamente por su lado. Tuvo que recurrir a las faltas para frenar a Messi y recibió amarilla. Fue sustituido.

Stefan De Vrij (5): disciplina. Cumplió su papel y demostró seguridad para controlar a Gonzalo Higuaín. Además de su función en marca, aportó también en la salida desde el fondo del equipo holandés cuando Argentina presionaba con su marcación en la mitad.

Ron Vlaar (7): firmeza. Uno de los jugadores más destacados en defensa y líder del sistema defensivo propuesto por el entrenador Van Gaal. Hizo los cierres sin necesidad de recurrir mucho a las faltas. Lastimosamente, para él, perdió el primer penalti.

Dirk Kuyt (4): deficiencia. Había sido una de las apuestas en el sistema táctico de Van Gaal en este Mundial como lateral en algunos partidos, a pesar de ser un delantero de origen, pero hoy no tuvo claridad en su salida ofensiva y mostró deficiencias en marca. Aportó con un gol en los penaltis.

Daley Blind (5): aplicación. En la salida tuvo momentos en los que fue el encargado de comenzar los ataques de Holanda y mostró aplicación en el momento de regresar para rearmar la figura defensiva del seleccionado naranja.

Georginio Wijnaldum (4): desaparecido. No fue su mejor partido y a pesar de participar en algunas jugadas ofensivas de la selección holandesa no pudo vulnerar la marca propuesta por el rival, que con un bloque de tres jugadores supo controlar la mitad de la cancha.

Nigel de Jong (5): desconocido. Después de superar una lesión durante la semana, el jugador del Milán era una de las esperanzas de Holanda para armar su mediocampo, pero fue otro de los que no pudo vulnerar la aplicada marca argentina.

Wesley Sneijder (5): en deuda. Llamado a tomar las riendas en la creación de Holanda, el "10" naranja tuvo un partido deslucido, sin el acompañamiento en ofensiva y los remates de media distancia que son su marca en el fútbol mundial. Falló en su lanzamiento y aumentó la deuda.

Arjen Robben (8): lucha. Siempre, como en toda la Copa del Mundo, las mejores jugadas de ataque de Holanda lo tuvieron como protagonista. Hoy no fue diferente y el delantero del Bayern Múnich no se cansó de batallar en el frente ofensivo del equipo europeo. Certero en el cobro de su penalti.

Robin Van Persie (5): solitario. Se entregó en la cancha, pero fue uno de los grandes sacrificados de la exitosa marcación argentina en el mediocampo, que frenaron cualquier intento sólido de creación holandesa para "alimentarlo" de balones. Fue relevado.

Suplentes

Daryl Janmaat (6): su ingreso reforzó la defensa y contribuyó con su entrega y dedicación en la marca escalonada sobre Messi. Tuvo también un aporte en ataque.

Jordy Clasie (5): el joven jugador fue obediente al técnico y contribuyó en mantener el esquema propuesto por Holanda, que al final del partido puso en aprietos a Argentina.

Klaas Jan Huntelaar (s.c.): no tuvo minutos suficientes para recibir calificación.

EFE

COMENTAR
GUARDAR