¿Quién es realmente Gareth Bale, el fichaje más caro de la historia?
Archivo

¿Quién es realmente Gareth Bale, el fichaje más caro de la historia?

Perfil del jugador galés por el que Real Madrid pagó 100 millones de euros.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
24 de abril 2014 , 02:01 a.m.

Mucho se ha especulado sobre Gareth Bale. Algunos lo califican como el niño que saltó a la fama gracias al Real Madrid. Otros lo tildan de un gran jugador, que más que inteligente posee una agilidad y velocidad sobresalientes.

Pero a decir verdad, no muchos conocen lo que hay detrás de esta gran estrella del Real Madrid, que no solo es exaltada por su talento sino por ser el fichaje más caro de la historia del fútbol. ¡Sí, el galés le costó al club 'merengue' 100 millones de euros!

Un pequeño que soñaba con ser gigante

El 11 de julio de 1989 en Cardiff, capital del País de Gales, nació Gareth Frank Bale. Vivió la mayoría de su infancia en este lugar. Desde pequeño fue una persona bien educada. Aunque tímido e introvertido, siempre profesó pasión por el fútbol. No dejaba la pelota en ningún lado, al parecer siempre lo acompañaba y era su amiga fiel.

Con tan solo nueve años comenzó a labrar su futuro. El 'Príncipe de Gales', llamó la atención del club inglés Southampton, pero solo en el 2006, cuando tenía 16 años, fue fichado por este equipo y además se convertió en el segundo jugador más joven en debutar con la selección de su país.

A medida que iba progresando, Gareth se destacaba por velocidad y su pierna izquierda dotada de talento. El joven, que estaba sorprendido por su evolución durante su adolescencia, no era ajeno a los medios de comunicación y más bien sonreía y comentaba: "Estoy muy feliz por esta gran experiencia en el fútbol, ya que es nueva para mí, siempre trato de disfrutar cada minuto en el campo de juego".

En octubre de 2008, un momento histórico

'Cañoncito Bale' (así también lo apodaron por su poderoso remate de media distancia) debutó con el País de Gales oficialmente en la Eurocopa de Austria y Suiza. Su selección se enfrentaba a Eslovaquia e iba perdiendo 1-5 en ese entonces, pero lo que nadie se imaginaba era que él iba a hacer un golazo desde unos 15 metros, que dejó con la boca abierta a más de uno.

Nadie creería que el niño introvertido se empezaba a convertir en una gran figura representativa y que ganaría en el 2006 el premio como mejor futbolista joven del año, otorgado por la BBC de Gales . Por si fuera poco, también fue nombrado como mejor jugador del país según la Footbol League.

En su colegio era destacado

Bale asistía al Whitchuch, el instituto educativo más grande de su país. Allí trabajaba un profesor de educación física, Win Morriset, que vio algo extraordinario en Bale: "Tenía una tremenda actitud tanto en lo académico como en la convivencia con los demás; a Bale no solo le gustaba el fútbol sino además el rugby , el atletismo y el hockey".

Tal vez de allí fue de donde salió tan bien preparado físicamente, ya que adquirió en sus piernas la velocidad y la fuerza que lo hacen marcar la diferencia.

Su camino al Tottenham Hotspur

El 25 de mayo de 2007, el rumbo de Gareth Bale cambiaría: el Tottenham de Inglaterra 'se enamoró' de su juego y le firmó contrato por cuatro años. El pago por el traspaso fue de 14 millones de euros.

Con su nuevo equipo marcó su primer gol el primero de septiembre del 2007 ante el Fulham, pero las cosas no se tornaron nada fáciles para quien ya llevaba la camiseta número 11, pues cada vez que jugaba con su nuevo club todo terminaba con una derrota, a tal punto que llegó a acumular 24 partidos seguidos sin poder ganar en la Liga Premier.

Aún así todo cambiaría y Gareth tendría un nuevo respiro; como el desierto nunca es eterno, las cosas cambiaron, pasaron los meses y el Tottenham consiguió la clasificación a la Liga de Campeones de Europa. Finalmente, en octubre de 2010 'El expreso del Cardiff' -otro de sus apodos- marcaría un espléndido 'hat-trick' frente al Inter de Italia, que le sirvió al equipo para salir de la mala racha y a él para conquistar miles de ojos que en ese momento lo estaban viendo.

El fichaje más caro del mundo

Luego de brillar en Inglaterra y evolucionar profesionalmente, la vida de Gareth Bale daría un giro de 180 grados, ni él mismo se imaginaba que llegaría a ser el fichaje más caro de la historia y que generaría tanta polémica su traspaso a uno de los clubes más poderosos de Europa y el mundo como Real Madrid.

Con el equipo 'merengue' hasta el momento ha jugado 26 partidos, en los cuales ha marcado 14 goles y ha sido partícipe de los encuentros durante 1.889 minutos. El galés tiene en su cuenta 12 asistencias y un total de tres tarjetas amarillas, sin expulsiones.

Como ningún comienzo es sencillo, se especuló mucho sobre sus habilidades, pues recién llegado al Madrid, el galés no sorprendió como todos esperaban. Al contrario, solo se hablaba de sus lesiones y de su costoso fichaje, que le dio la vuelta al mundo.

Finalmente, el 'Príncipe de Gales' demostró que esos 100 millones de euros fueron bien invertidos, pues el pasado 17 de abril consiguió un espectacular tanto en la Copa del Rey ante el Barcelona, el que le dio el triunfo y el trofeo de campeón a su equipo.

En un partido que estaba parejo, aparecieron la magia y el poder del galés, quien se desbordó en velocidad y dejó 'sembrado' al español Bartra y luego definió con frialdad y categoría, por entre las piernas del arquero Pinto, para marcar un tanto que ya está en la galería histórica de los mejores del equipo 'merengue'.

Con la celebración de su gol, del título madridista y del festejo posterior en las calles de Madrid, a Bale al fin se le vio el rostro lleno de felicidad y todas las ganas de decirle el al mundo, ¡Esto es lo soy y lo que tengo para dar, sí valgo los 100 millones de euros que pagaron por mi fichaje!

LUISA MARÍA FERNÁNDEZ
Periodista de Futbolred
luifer@eltiempo.com
En Twitter: @lumarulanda

COMENTAR
GUARDAR