Tommy Tobar, el goleador de San Andrés
Archivo

Tommy Tobar, el goleador de San Andrés

El delantero de la isla ha respondido con goles en Bogotá, Pacífico, Sucre y ahora Cortuluá.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
18 de julio 2013 , 02:25 p.m.

El fútbol sanandresano ha aportado buenos jugadores al fútbol profesional colombiano, pero sus futbolistas más recordados se destacaron en posiciones defensivas como Fabián Barbosa, Oswaldo Santoya o Antonio Saams, algo que ha venido cambiando en los últimos años, en donde han aparecido jóvenes más habilidosos con el balón como Cristian Arévalo, Ángelo Rodríguez y Tommy Tobar, quien ha demostrado en varios clubes ser un depredador del área.

Tommy, hijo del excampeón de boxeo Jairo Tobar Bernard, empezó jugando en el barrio Obrero, en donde vive, participó de las ligas menores de la isla y luego actuó en el club Misión Cristiana, a los 16 años un amigo vio sus condiciones y realizó los contactos para que se probara en el Pumas de Casanare, en donde comenzó su carrera en el fútbol profesional.

Ante el final del club de Yopal, Tobar llegó a Millonarios, comenzó a figurar por los goles que hacía en los torneos de las divisiones inferiores, Bogota FC puso sus ojos en él, lo pidió prestado por un Torneo y fue ahí donde empezó su idilio con la B . “Después de Pumas me llevan a probarme a las divisiones menores de Millonarios, ahí debuto en primera, ingresaba para cumplir la norma sub-20 que existía, estuve casi cuatro años en el club, hasta que llegó Mario Vanemerack y dijo que no iba a contar conmigo, tuve que ir a probar suerte en el Girardot”.

El delantero del Cortuluá, afirma que siempre tuvo presente los referentes del fútbol sanandresano como Fabián Barbosa y Antonio Saams, quienes fueron consejeros para él en sus comienzos en el fútbol, “Barbosa me decía que tenía muchas condiciones para jugar fútbol profesional, que había que perseverar, y aquí estoy, haciendo lo que me gusta que es jugar fútbol”.

Después de ser goleador del Torneo de la B con el Pacífico FC, en el primer semestre del 2011, al marcar 11 anotaciones, fue el Cúcuta Deportivo el que se fijó en el jugador isleño, pero cuando estaba luchando para consolidarse en primera vino una lesión en el tobillo que no le permitió desarrollar su mejor fútbol, y cuando el Juan Carlos el ‘nene’ Díaz fue remplazado por Óscar Héctor Quintabani, no volvió a tener oportunidad con los sangre y luto.

En 2012 llegó al Sucre FC, en donde volvió a retomar su nivel, se reencontró con las redes contrarias y por eso Fernando Velasco lo llamó para integrar la plantilla de Cortuluá esta temporada, y el cañonero respondió con goles en las instancias decisivas del Torneo, aunque el equipo ‘corazón’ falló en su intento de llegar a la final en el primer semestre, al caer 2-0 en casa ante Uniautónoma en el último partido del cuadrangular.

“Fue muy duro porque teníamos la primera opción para pasar a la final, éramos los favoritos, lastimosamente no se dio, quedamos golpeados con eso, pero ahora llegó el profesor Néstor Rodríguez, nos ha inyectado ese cambio que necesitábamos, y afortunadamente empezamos el Torneo con pie derecho, ya pasamos la hoja y estamos con una nueva ilusión para enfrentar lo que es este Torneo”.

Tommy considera que sus principales cualidades son la potencia que posee y el buen juego aéreo que tiene, se ha puesto como meta ser el goleador del Torneo este semestre y quedar campeón con Cortuluá, porque piensa que el equipo en el primer semestre aprendió la lección.

“Creo que hemos madurado mucho, debemos ser un poco más ordenados en todas nuestras líneas, tuvimos fallas al inicio del semestre pasado, fuimos mejorando y al final en el cuadrangular pudimos levantar e hicimos las cosas bien, lamentablemente se nos fue la oportunidad de llegar a la final. Tenemos jugadores nuevos que han llegado y nos hemos fortalecido, esperamos hacer un mejor Torneo que el semestre pasado”.

Arcadio Guzmán
Especial para Futbolred.com

COMENTAR
GUARDAR