"Todavía no se ha ganado nada": arquero de Uniautónoma
Archivo

"Todavía no se ha ganado nada": arquero de Uniautónoma

El uruguayo Ernesto Hernández, figura en la final, guarda mesura y piensa en el ascenso.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
02 de julio 2013 , 05:05 p.m.

Sus festejos se acabaron al salir del estadio Metropolitano. Ernesto Hernández atajó el penal que redondeó el título de Uniautónoma FC en la Primera B ante Unión Magdalena, recibió el abrazo emocionado de sus compañeros, se puso la camiseta blanca que decía campeón, se colgó la medalla, levantó el trofeo, agradeció a Dios, dedicó el triunfo a su familia, concedió entrevistas, saltó, gritó, gozó y fin. Capítulo cerrado. A pensar en lo que viene.

El día después de ser una de las figuras del primer logro de la U en sus dos años y medio de existencia como equipo del fútbol profesional colombiano, el cancerbero uruguayo baja a la recepción del edificio donde reside en el norte de Barranquilla para atender a ADN.

Con un termo de agua caliente entre su brazo izquierdo y un mate con hierba en la derecha, listo para saborear la tradicional bebida charrúa, el guardameta antipenal (también atajó uno crucial en el cuadrangular semifinal cuando la U derrotaba 2-0 a Cortuluá), se muestra humilde, mesurado, frío, sin aspavientos.

“Ser campeón es una alegría inmensa, demuestra el esfuerzo y el trabajo, genera orgullo, pero la U no ha ganado nada todavía”, advierte Hernández, consciente que para llegar a la categoría principal todavía resta un paso en noviembre.

No trata de ser aguafiestas. Hernández simplemente guarda calma y recalca que el objetivo de la U es ascender a la primera división. “Ese es el sueño y el compromiso que hay”, dice el golero de 27 años, que no tiene claro si seguirá con los ‘Delfines del Caribe’. Hoy se le termina el contrato y debe sentarse a negociar su continuidad.

“Mi futuro es incierto. Estoy tranquilo porque hice las cosas bien. Vine con la ilusión de ascender a este equipo, ojalá se dé”.

No ensayaron los penaltis

Durante los días previos al segundo juego de la final, Uniautónoma FC no practicó los cobros desde el punto penal. “No pensábamos llegar a esa instancia porque teníamos el fútbol para liquidar la serie en la cancha”, consideró ‘Willy’ Rodríguez, DT ‘Universitario’.

Ernesto Hernández dice que estaba “muy tranquilo” al momento de la definición desde los doce pasos “porque tenía la confianza del cuerpo técnico, de los compañeros y de la gente de la Universidad”. Y sobre todo por la seguridad que le dio días atrás el detener ante Cortuluá, en el cuadrangular semifinal, un penal tan crucial como el de la final.

“El más importante fue el de Tuluá porque nos dio la confianza para sacar adelante un partido difícil. Cuando llegamos a ese juego nos daban por muertos y ganamos 2-0”, recordó el charrúa que surgió en el Sud América, que acaba de ascender a la primera división del fútbol uruguayo, y pasó por el River Plate de Montevideo, Peñarol y Tanque Sisley.

“Ha sido una experiencia muy grata atajar en Colombia, creo que no me equivoqué al venir a aquí, estoy contento por todo el cariño que me han brindado en la universidad y en la ciudad”, puntualizó el cuidavallas.

Rafael Castillo Vizcaíno
Periodista de ADN
Barranquilla

COMENTAR
GUARDAR