Desde el vestuario, Pékerman le ganó el duelo táctico a Azkargorta
Archivo

Desde el vestuario, Pékerman le ganó el duelo táctico a Azkargorta

El punto clave del juego fue poner de titular a Juan Guillermo Cuadrado como volante por derecha.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
22 de marzo 2013 , 04:28 p.m.

Más allá de las anotaciones y de las celebraciones, el partido que le ganó Colombia a Bolivia por goleada 5-0 se gestó desde mucho antes de que el juez ecuatoriano Carlos Vera diera el pitazo inicial.

El técnico José Pékerman trabajó en silencio durante toda la semana un movimiento que aplicó durante el primer tiempo del encuentro en el Metropolitano y que fue clave para conseguir un nuevo triunfo, abultado y en casa: darle libertad a Juan Guillermo Cuadrado.

En el papel, Cuadrado comenzó jugando como volante derecho, pero a la ahora de atacar se convirtíó en puntero derecho. Para no quedar descubierto en defensa, el estratega argentino ubicó a Edwin Valencia, habitual volante central o de primera línea, como lateral por la zona diestra.

En el bando boliviano, la marca hacia el jugador colombiano de la Fiorentina era el dolor de cabeza del técnico Xavier Azkargorta, pues pocas veces logró controlarlo. El encargado de detener al escurridizo Cuadrado fue Gualberto Mojica, quien no cumplió con su misión.

Por allí, la punta derecha de Colombia, llegó el primero de los cinco dardos que le clavó la ‘tricolor’ directo al corazón de los del altiplano. Juan Guillermo llegó por este sector, recibió el balón de Falcao y se lo sirvió a Macnelly Torres para que definiera con precisión.

Titular por fin

Esta vez, Cuadrado no fue la alternativa de Pékerman desde el banco ni cambió la historia de un partido, como sucedió frente a Chile y Paraguay. En esta ocasión, Pékerman lo utilizó como as bajo la manga desde el inicio y fue una de las claves para lograr este nuevo 5-0 que deja a Colombia muy cerca de volver a un Mundial.

La otra pulseada que le ganó el técnico argentino al español y que tampoco supieron descifrar los bolivianos en el Metro’ fue el cambio posicional de James Rodríguez con Macnelly. En la primera etapa, el ‘10’ de Nacional jugaba por el centro y el volante del Porto, por la izquierda.

Para el segundo capítulo, la orden fue que Rodríguez pasara al centro y Torres, a la izquierda. Con ese estratégico movimiento llegaron las otras cuatro razones colombianas para soñar aún más con Brasil 2014.

En los bancos, también se vivió un duelo, que ganó con merecidas calificaciones, Pékerman sobre Azkargorta. Y para cerrar la faena, el DT gaucho dejó en el campo a Teófilo y a Falcao, que respondieron con goles. Y se la jugó con Carlos Valdés como titular y el zaguero de Santa Fe le cumplió en defensa y le sumó un gol a su buena presentación.

Diego Loaiza Gómez
Periodista de Futbolred.com,
diegom@eltiempo.com,
En Twitter: @loaizadiego

COMENTAR
GUARDAR