Chelsea pidió perdón al árbitro Clattenburg por polémica de insultos
Archivo

Chelsea pidió perdón al árbitro Clattenburg por polémica de insultos

Los hechos fueron el 28 de octubre en el juego que los 'blues' perdieron 2-3 con Manchester United.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
27 de noviembre 2012 , 10:17 a.m.

Chelsea pidió este martes disculpas al árbitro inglés Mark Clattenburg después de que este fuera absuelto de acusaciones de racismo por haber supuestamente insultado al nigeriano John Obi Mikel durante un encuentro con Manchester United.

En un comunicado conjunto con la Liga inglesa y la asociación arbitral, el club londinense lamentó no haber considerado suficiente su decisión de denunciar a Clattenburg ante la Federación inglesa y "el impacto que ello ha tenido en él y en su familia".

Por su parte, la asociación de árbitros entendió que "Chelsea, al haber recibido una demanda de uno de sus jugadores, estaba en la obligación de comunicarlo a la Federación".

Las diferentes partes firmantes del comunicado mostraron también su deseo de olvidar este incidente y destacaron que "la imparcialidad y la integridad de los colegiados ingleses sigue intacta".

La polémica nació durante un accidentado encuentro disputado el pasado 28 de octubre en Stamford Bridge en el que dos futbolistas del Chelsea fueron expulsados, el serbio Branislav Ivanovic por roja directa y el español Fernando Torres por doble amarilla.

Con nueve jugadores sobre el césped, los "blues" terminaron cediendo en casa ante el United por 2-3, después de que el mexicano Javier "Chicharito" Hernández marcara el tercero de los "diablos rojos" en posible fuera de juego.

Después del partido, Chelsea señaló que Clattenburg había insultado a Mikel y a Juan Mata aunque finalmente, descartó el caso del español y solo denunció ante la Federación Inglesa los supuestos insultos racistas contra el nigeriano.

Finalmente, la Federación decidió la semana pasada no sancionar al árbitro, que estuvo sin pitar durante todo ese periodo y que también tuvo que afrontar una investigación por parte de Scotland Yard que finalmente fue archivada por falta de pruebas.

EFE

COMENTAR
GUARDAR