Pékerman leyó bien el juego; Tabárez se equivocó con los tres defensas
Archivo

Pékerman leyó bien el juego; Tabárez se equivocó con los tres defensas

Al DT de Colombia le ayudaron los dos primeros goles. El de Uruguay no tuvo libreto para cambiar.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
07 de septiembre 2012 , 03:57 p.m.

El triunfo por goleada de Colombia frente a Uruguay no se dio solamente por la buena actuación individual y colectiva de los jugadores ‘cafeteros’, ni por la deslucida presentación de los charrúas, sino porque en el planteamiento del partido de este viernes en Barranquilla, José Pékerman le salió adelante al ‘Maestro’ Oscar Tabárez.

La elección de un claro 4-4-2 con dos delanteros definidos, ambos goleadores pero con grandes condiciones técnicas para tocar la pelota en corto y largo y para pivotear, como Falcao García y Teóflio Gutiérrez, sencillamente destrozó el planteo uruguayo de tres defensas centrales y volantes carrileros.

Los dos primeros goles de Colombia, a los dos minutos del primer tiempo y a los dos del segundo, anotados por el ‘Tigre’ y ‘Teo’, respevtivamente, fueron también determinantes a favor de Pékerman y en contra de Tabárez.
¿La razón? Mientras Colombia se afianzó en la cancha, manejó la pelota y el ritmo del partido, cediéndole la iniciativa a Uruguay, el combinado ‘celeste’ jamás reaccionó porque su esquema fue diseñado para esperar y contraatacar, con marcajes zonales, por lo que nunca los tres zagueros
centrales pudieron atinar contra Falcao ni Teófilo.

Con los uruguayos sin darle un uso apropiado a la pelota en situación ofensiva, por lo que Diego Forlán y Édinson Cavani apenas inquietaron un par de veces en los 90 minutos, Colombia jugó a placer a partir del tercer gol, a los seis minutos de la segunda parte, y mantuvo su 4-4-2 hasta el final.  El dominio por los costados, así como la movilidad permanente de sus dos delanteros y la dinámica de sus volantes, sentenciaron el abrumador dominio ‘cafetero’.

Los cambios uruguayos tampoco dieron resultado, porque Tabárez no arriesgó en defensa ni modificó el uso de los tres centrales. Las modificaciones de Pékerman, al contrario, le dieron frescura a la zona de volantes y de ataque de Colombia, aunque sobre todo más peso para mantener el equilibrio y el dominio en la mitad del campo.

Uruguay no preparó el partido frente a Colombia para revertir un resultado en contra desde los dos minutos, y si en el entretiempo Tabárez intentó cambiar su planteamiento, el 2-0 a los dos minutos del periodo complementario enterró sus planes. Entre tanto, a Pékerman le salió el partido a pedir de boca, pero hay que abonarle que esta vez, lo estudió y planificó de la mejor manera.

Redacción Futbolred.com
 

COMENTAR
GUARDAR