Richard Páez al paredón: por qué debe irse o seguir en Millonarios
Archivo

Richard Páez al paredón: por qué debe irse o seguir en Millonarios

Análisis de los aciertos y errores del entrenador venezolano, que tiene pie y medio fuera del club.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
29 de mayo 2012 , 08:10 a. m.

A solo horas de que los directivos anuncien si Richard Páez sigue o se va de Millonarios, es momento de mostrar con cifras, frases y análisis, si vale la pena que el entrenador venezolano se vaya de la institución (su contrato se acaba el próximo 30 de junio) o por el contrario su premanencia sea renovada.

Desde que asumió como técnico de Millonarios, el 2 de junio de 2010, Páez registra un rendimiento del 45 por ciento al frente del club 'embajador'. Su registro es de 108 puntos obtenidos de 240 posibles, producto de 29 victorias, 21 empates y 30 derrotas en 80 partidos dirigidos tanto en la Liga Postobón como en la Copa Postobón.

Estas cifras, tan frías como elocuentes, llevan al análisis pues durante estos dos años Millonarios tuvo picos altos y bajos: el más elevado fue el título obtenido en la Copa Postobón-2011 y el más bajo, la eliminación de los cuadrangulares en la actual Liga.

Por qué debe seguir

1. Tiene jerarquía, recorrido internacional y pensamiento ganador. Su paso como seleccionador de Venezuela le dio una categoría importante, que excepto Hernán Darío 'Bolillo' Gómez, actualmente no tiene ningún técnico en el fútbol colombiano.

2. Páez le imprimió jerarquía a Millonarios, al pensamiento del plantel profesional y de la junta directiva. Con él, el equipo azul volvió a pensar en grande, a jugar como grande y a ganar algo importante, como la Copa Postobón, lo que además le significó clasificar a la Copa Suramericana de este año.

3. Quiere estructurar a Millonarios como un club de la élite internacional, que tenga bases sólidas desde las divisiones inferiores hasta la cúpula directiva, una sede deportiva propia, ue sea un club deportivo en todo el sentuido de la palabra. Y ese pensamiento no lo tiene casi ningún técnico en el fútbol colombiano. 

4. Es al único técnico que la hinchada y las directivas de Millonarios pueden exigirle ganar la estrella 14 este año y hacer un papel estelar en la Copa Suramericana, pues ya lleva adelantado un proceso de trabajo y conoce las entrañas de la institución mejor que el técnico que llegue a reeemplazarlo.

Por qué debe irse

1. Richard Páez 'murió' por la boca, como el pez. Se atrevió a decir que este era un mejor equipo que el del año pasado y tanto los resultados como el mal fútbol jugado a lo largo del torneo demostraron que era todo lo contrario.

2. Aceptó, así fuera a regañadientes, a los fracasados refuerzos traídos por la institución: Ignacio Ithurralde (URU), Ezequiel Brítez (ARG), Jhonny Ramírez, Harrison Otálvaro, Leonardo Castro, Humberto Osorio, Matías Urbano (ARG), Wilberto Cosme, Orlando Berrío y Jefferson Moreno, de los cuales el único que triunfó fue Osorio Botello, máximo goleador del equipo y del campeonato. 

3. Sus cifras de la Liga Postobón I-2012 son muy pobres: disputó 18 partidos, con saldo de 4 victorias, 8 empates y 6 derrotas. Terminó con 20 puntos de 54 posibles para un rendimiento del 37 por ciento.

4. El estilo de juego de Millonarios bajo el mando de Páez dejó de ser exitoso y esto se debió a una ley implacable del fútbol: cuando un equipo ya no sorprende a sus rivales ni se reinventa en la cancha, se vuelve perdedor, con un fútbol evidente que les facilita las cosas a sus rivales.

5. La relación de Páez con la hinchada de Millonarios pasa por su peor momento. Es muy hostil, irrespetuosa por parte de algunos y, de seguir el venezolano y no obtener buenos resultados de manera inmediata, la situación se hará insostenible para su continuidad.

Conclusiones

Si Millonarios decide que Páez no siga, debe traer un técnico de la misma categoría, o mayor aún, que tenga en su hoja de vida éxitos recientes y ojalá títulos de campeón. Nombres como Hernán Torres, Santiago Escobar, Diego Umaña o Ángel Cappa deberían descartarse.

Si echan a Páez, deberían salir también de Javier Álvarez, el mánager deportivo, de Nicolás Garcia y de Roberto Arango, responsables en la misma proporción de Páez en la conformación del actual equipo y, obviamente, en el estruendoso fracaso del actual semestre.

Redacción Futbolred.com

COMENTAR
GUARDAR