"Hubo temor de respaldar a 'Bolillo' desde que se metió el Presidente"
Apuestas Futbolred
Archivo

"Hubo temor de respaldar a 'Bolillo' desde que se metió el Presidente"

'Barrabás' no se guardó nada y habló con Futbolred.com de la salida de su hermano de la Selección.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
06 de abril 2012 , 04:47 p. m.

Tiene autoridad para hablar y opinar. Participó en tres ediciones de la Copa América y en los mundiales de Italia 1990 y Estados Unidos 1994. Integró el famoso kinder de Zubeldía en inicios de la década del ochenta junto a Norberto Peluffo, Víctor Luna y Luís Fernando Suárez. Consiguió tres títulos con el elenco nacionalista en 1981, 1991 y 1994.

También militó en Independiente Medellín, Millonarios y Deportivo Cali. En Venezuela tuvo una breve pasantía de seis meses con el Deportivo Táchira.

Fue técnico de Envigado, Unión Magdalena, Nacional en dos ciclos, Deportivo Quito y Caracas de Venezuela, así como asistente de la selección Colombia y Ecuador durante los mundiales de Francia 1998 y de Japón-Corea 2002.

En extensa charla con este portal, Gabriel Jaime Gómez habló de la crisis de Nacional, de la complejidad del jugador colombiano, de sus negocios particulares y de la salida de su hermano Hernán Darío de la Selección Colombia.

Futbolred: ¿Qué concepto tiene del fútbol colombiano?

Gabriel Jaime Gómez: Tiene muchos altibajos, es muy irregular. Equipos grandes no hay, los puede haber en el parte económica, pero después todo es muy parejo. La irregularidad de equipos que no son capaces de sostener un mismo nivel durante seis, siete partidos. En eso se ven los equipos grandes, salvo Tolima y Huila que han tenido una regularidad importante este torneo.

Futbolred: ¿Qué piensa de la actual crisis de Atlético Nacional?

G.J.G.: Para mí, a Nacional lo absorbió el ambiente que se generó entorno al equipo de que era el Barcelona colombiano. El jugador colombiano no soporta eso. Nacional genera muy buenos ambientes para hacer otras cosas fuera del fútbol y eso se está manifestando en la cancha.

Futbolred: ¿Entonces el problema reside en los jugadores y no en el técnico?

G.J.G.: Si, sí. El técnico trabaja toda la semana y trata de hacer lo mejor posible pero los jugadores no responden. Es que mire la actitud de los jugadores contra Pasto. Es un equipo que no está metido en el fútbol. Hubo displicencia. Medellín es una ciudad futbolera que absorbe mucho al jugador. Usted sabe cómo se vive se juega y el jugador colombiano no sabe soportar esto.

Futbolred: ¿Cree que a algunos jugadores les pesa la camiseta de Nacional?

G.J.G.: No es que les pese, es más bien de mente, de saber vivir para el fútbol. Jugar en Nacional se presta para muchas cosas buenas y eso puede llevar a otros rumbos y a no saber vivir para el fútbol. Se vivió en el partido con Pasto, el equipo no estaba viviendo el fútbol, ni el momento. Fue muy triste ver un equipo así con jugadores tan buenos y bien pagos. El pobre Santiago debió sufrir. Seguramente se fue para su casa, con su familia, preocupado, sin poder dormir y muchos jugadores se van, se ríen, pasan bueno y uno en la casa bregando como solucionar un problema que es grave porque la ciudad y la afición lo están viviendo: un equipo que hizo una inversión muy grande y no puede dar resultados. Es que Nacional tiene dos equipos porque con el segundo fue y le ganó a Millonarios en Bogotá. Entonces, el entorno va carcomiendo a muchos jugadores de fútbol.


Futbolred: Pareciera que usted habla con mucha autoridad del tema, ¿vivió una situación similar en su segundo ciclo en Nacional en 2008?

G.J.G.: Los jóvenes ahora son muy irreverentes, despreocupados, muy tranquilos. No era como anteriormente que te paraban, te echaban y el directivo te decía ya no juegas más. El problema ahora es que el jugador de fútbol manda. Tienen la sartén por el mango para sacar al técnico. A uno no lo sacan haciéndole sindicato, sino en su forma de vivir fuera de la cancha. Y Nacional se presta para eso porque todo es muy bueno en Medellín alrededor del equipo. Nacional distrae mucho fuera de las canchas. Es un equipo para ser grande o fracasar. Han venido jugadores muy grandes de otros equipos y no han podido por la misma distracción del ambiente de la ciudad, la gente. Es que Medellín es una ciudad muy futbolera que los vuelven ídolos y el jugador, llega a tal distracción que se sale del fútbol y no puede con la camiseta pero no porque no tenga condiciones, sino porque no está viviendo para el fútbol.

Futbolred: ¿Cómo está su hermano Hernán Darío?

G.J.G.: Está muy preocupado con el Medellín. Si vos te pones a mirar Medellín no tiene diez jugadores profesionales. Tiene mucho futuro, mucho jugador joven bueno pero no tiene para hacer cambios y el equipo está peleando cosas muy delicadas como salir de un descenso. Ganaron tres partidos pero les costó sostener el nivel, eso que tiene un equipo grande para ganar cuatro, cinco partidos. Él está muy preocupado porque no encuentra la regularidad suficiente para sacar al equipo adelante. Será muy difícil porque no tiene mucho recambio.

Futbolred: ¿Cómo está en su parte personal después de vivir, lo que él mismo denominó como un infierno después de salida de la Selección?

G.J.G.: Desafortunadamente este país no tiene memoria. Si en Bogotá tenemos Alcalde que extorsionó, secuestró, que asesinaron, y no nos acordamos de eso, que nos vamos a acordar de una persona que en estado anormal, con unos tragos, se le fue la mano y se equivocó. Hay cosas mucho más graves que esas pero lo que pasó fue que no tuvo un respaldo suficiente. Hubo mucho temor para respaldarlo a él desde que se metió el presidente de la República. Les dio miedo porque con el fútbol no se pueden meter. Y si uno conoce su técnico, sabe la clase de persona que es, cómo era él, y lo conoce suficiente como lo conocía el presidente de la Federación colombiana, lo tenía que respaldar en forma. Mire a Reinaldo Rueda, el 90 por ciento del país con él para afuera y el presidente de la Federación tuvo los pantalones suficientes para respaldarlo. A 'Bolillo' no lo respaldaron.

Futbolred: ¿Entonces le faltaron pantalones a la Federación para respaldar a 'Bolillo'?

G.J.G.: Si porque no lo respaldaron. Yo admití que se equivocó pero sé la clase de persona que es. A él lo conocían bien, saben que es una buena persona, un tipo respetuoso en toda su vida, un buen padre, un buen hijo y un buen hermano. Ellos lo conocían como persona y les faltó mucho respaldo.

Futbolred: ¿Usted volverá al fútbol o se dedicará de lleno a sus negocios personales?

G.J.G.:

Quiero volver al fútbol y ahora que Hernán me dio la posibilidad de entrenar siento las ganas de volver, de estar ahí de nuevo pero tengo mis negocios acá en Medellín que tampoco puedo descuidar. Tengo mi gimnasio, importé unas máquinas de Inglaterra y me han dado buen resultado. De paso hablo con la gente y me entretengo. Quiero volver al fútbol pero sin descuidar mis negocios.

Juan Diego Ortiz Jiménez
Corresponsal Futbolred.com
En Twitter: @JdiegoOrtiz
Medellín

COMENTAR
GUARDAR