Júbilo en Barranquilla por la séptima estrella
Archivo

Júbilo en Barranquilla por la séptima estrella

Todo es fiesta en la 'puerta de oro' de Colombia por un nuevo título de Atlético Junior.

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
21 de diciembre 2011 , 06:29 p.m.

Un estallido de júbilo sacudió la noche de este miércoles a Barranqullla, sobre las 9:15, cuando Once Caldas falló el cuarto intento desde el punto penalti y, de inmediato, la séptima estrella quedó bordada en el escudo del Junior, la institución más representativa del Caribe colombiano.

Los barranquilleros, que estaban pegados a los televisores desde poco antes de las siete, hora señalada para el comienzo del partido en Manizales, en sus residencias o en establecimientos privados y público con televisores de pantallas gigantes, se lanzaron a sus calles a celebrar el título, alcanzado tras perder 1-2 (había ganado 3-2 en casa) e imponerse en la definición desde el punto penal (2-4).

 

La calle 84, en el norte, estaba cerrada, mientras centenares de aficionados de ambos sexos, especialmente jóvenes, se abrazaban de emoción bajo dos gritos: el tradicional de '¡Junior, tu papá!' y el que se impuso en este torneo: '¡Sí se puede!'.

 

La calle Murillo, cerca al estadio metropolitano Roberto Meléndez, la casa del Junior, en el sur, millares de aficionados, casi todos vestidos de rojiblanco -los colores del equipo campeón-, no se quedaba atrás.

 

Los aficionados gritaban a todo pulmón la conquista, que, como hace siete años en Medellín frente al Nacional, fue lograda en el desempate con los disparos desde los 12 pasos.

 

"Esta estrella tiene ingredientes especiales: cobramos la revancha de hace dos años cuando Caldas nos derrotó en la final en casa y dejamos atrás todas las adversidades, como el 3-0 que recibimos en Bogotá", manifestó una joven con cara pintada de rojiblanco, que dijo llamarse Claudia.

El campeón llega a las dos de la madrugada
 
Sobre las dos de la mañana de este jueves, menos de cinco horas después de su conquista, el flamante campeón del fútbol colombiano, el Junior, llegará a Barranquilla para el desfile campeonil.
 
Esta misma noche, mientras la ciudad celebraba en todos sus rincones, centenares de aficionados se dirigían al aeropuerto Ernesto Cortissoz para esperar la llegada del vuelo fleteado contratado por la institución.
 
Sobre las 11y 30 de la noche, Junior se desplazaba de Manizales a Pereira por tierra y una hora después tomaba el avión a Barranquilla.
 
"Este recibimiento será especial, muy especial", manifestó Pedro, un aficionado en el norte de la ciudad, que anunció que sobre la medianoche dejaba el festejo por el sector y se iría al aeropuerto.
 
La caravana, según se conoció, saldrá del aeropuerto encabezada con la delegación en el carro de bomberos e irá por toda la calle 30. Se desconoce el lugar de la llegada.
 
En 1995, cuando Junior ganó el título en Bogotá, el equipo llegó a la ciudad para el desfile sobre la una de la madrugada y el mismo terminó horas después con una recepción en un hotel del barrio El Prado hasta la salida del sol.
 
En esta oportunidad, con el fervor del equipo, se estima que el desfile podría extenderse hasta las primeras horas del día. 

ESTEWIL QUESADA FERNÁNDEZ
Redactor de EL TIEMPO

Barranquilla

COMENTAR
GUARDAR