El sentido 'querendón' de los españoles en Pereira
Archivo

El sentido 'querendón' de los españoles en Pereira

"Colón llegó en barco y nosotros por Internet, es que las cosas se han modernizado", bromea mientras su boca se hace humo con el s

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
16 de agosto 2011 , 01:59 p.m.

"Colón llegó en barco y nosotros por Internet, es que las cosas se han modernizado", bromea mientras su boca se hace humo con el segundo cigarrillo del día. Y es que fumar es de las pocas cosas que no ha podido desprenderse Javier Fábregas, un catalán de espíritu aventurero radicado hace tres años en Colombia.

Aterrizó en Pereira por una razón en particular: "Como la mayoría de los españoles, vine por una mujer; eso es norma". A Martha Lucía García la conoció por la red y luego de 12 meses de chatear a diario, ni se lo pensó y una vez llegó al país, se encontró además con "una ciudad de temperatura espectacular, en la que todo el tiempo se está en primavera".

Justamente en la capital risaraldense, este jubilado de 66 años vivirá hoy algo que jamás imaginó. "Tener a la selección de tu país a tantos kilómetros de distancia de donde naciste es un lujo, un privilegio", asegura Javier, quien mandó a estampar una camiseta con motivo de la presencia de 'La Roja' en el Mundial Sub-20, la cual le hace notar unos cuantos kilos de más, pero sobre todo gratitud por la tierra donde nació y también hacia la que lo adoptó.

La luce desde hace varias semanas e incluso uno de los primeros en admirarla fue el seleccionador ibérico Julen Lopetegui, a quien conoció días antes del estreno en Manizales. Confiesa no saber cuál de los cuatro goles en el debut frente a Costa Rica grito más, aunque sí tiene claro qué lo marcó: "Haber escuchado el himno y extender la bandera antigua con el águila en pleno Palogrande".

Al ser oriundo de Barcelona, es declarado hincha culé y no se cambia por nadie al tener confirmado que alguien que lleva su mismo apellido, por fin estará bajo las órdenes de Guardiola esta temporada. "Cuando digo mi nombre todos me preguntan si soy familiar de Cesc, y les tengo que contestar que desgraciadamente no".

Si lo fuese, tal vez no estaría por estos lares, aunque Javier afirma lo contrario: "Estoy convencido de que igual habría viajado a Colombia porque los españoles cuando han llegado aquí, el que está jubilado se queda y el que no, cuando lo haga se viene a vivir con certeza".

Atlántico, está conformando la Casa de España en el eje cafetero. Al menos ya hay sede, "en el barrio Maraya, en una casa de un español que nos ha cedido parte de ella para juntarnos y no perder nuestras raíces".

FABIÁN M.ROZO Enviado Especial de EL TIEMPO .

COMENTAR
GUARDAR