Su majestad, los guayos argentinos!
Archivo

Su majestad, los guayos argentinos!

El utilero del equipo gaucho sub-20 reveló varios detalles de los botines que usan los jugadores. El fútbol h

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
09 de agosto 2011 , 06:50 p.m.

El utilero del equipo gaucho sub-20 reveló varios detalles de los botines que usan los jugadores.

El fútbol ha sufrido modificaciones importantes y la tecnología no ha sido ajena a la implementación deportiva. Los jugadores hoy gozan de mejores accesorios, como los guayos, para un óptimo rendimiento en la cancha.

Y en el Mundial Sub-20, este hecho no ha pasado inadvertido. Según Maximiliano Ledezma, utilero de la selección argentina, los futbolistas ahora escogen sus botines por comodidad, por rendimiento y hasta por moda. "Se crean estilos modernos, con colores llamativos para que los jugadores combinen estas propuestas, sin olvidar que deben prestarles confort y seguridad dentro del terreno", dijo.

En los cuatro años que lleva como utilero de los diferentes combinados 'albicelestes' -Sub-15, Sub-17 y ahora Sub-20- conoce el gusto de cada uno. En el equipo de Wálter Perazzo, el que más pares de guayos tiene es Érik Lamela. "Tiene siete, y a todos les da uso", afirmó. También sobresalen los zapatos de Juan Manuel Iturbe. "Es el único que tiene los guayos marcados con su nombre y el número de su camiseta (11)".

Y añadió: "De los 21 jugadores que componen este equipo, 14 prefieren el Mercurial Superfly (Nike), por lo liviano, ya que está hecho de carbono en la suela y los tacos se extienden y se retraen hasta 3 milímetros durante el juego. Unos seis utilizan el F-50 (Adidas) porque distribuye la fuerza de manera óptima. Uno de los arqueros usa los Puma V58", agregó.

El único jugador que utiliza guayos negros es el lateral Nicolás Tagliafico. Los demás futbolistas rotan el amarillo, el rojo, el morado y, la mayoría, el color blanco. "Son botines que pueden llegar a costar unos 400 dólares, aunque están hechos de cuerina", dijo.

Andrés Botero B.

Enviado Especial de EL TIEMPO Medellín. .

COMENTAR
GUARDAR