Cabezas, el hombre de la autocrítica en la Selección Colombia Sub-20
Archivo

Cabezas, el hombre de la autocrítica en la Selección Colombia Sub-20

Juan David Cabezas, uno de los volantes de recuperación de la Selección Colombia que buscará esta noche el primer lugar del grupo

  • Enviar
  • Guardar
  • Comentar
04 de agosto 2011 , 02:24 p.m.

Juan David Cabezas, uno de los volantes de recuperación de la Selección Colombia que buscará esta noche el primer lugar del grupo A del Mundial Sub-20 de fútbol, se ha caracterizado por su sinceridad y por su autocrítica. Cabezas, como capitán, fue el primero en salir a reconocer el fracaso en el Suramericano de Perú.

Ya no tiene la cinta alrededor de su brazo, pero igual aseguró que al equipo aún tiene cosas para corregir. "En lo grupal, de pronto debemos mejorar en la circulación de la pelota. Estábamos perdiendo muy fácil el balón, queríamos llegar muy rápido al arco rival y eso nos hacía de pronto desesperarnos un poco", señaló Cabezas, de 20 años, fruto de las inferiores del Deportivo Cali y con un paso de seis meses por el Cúcuta Deportivo, el año pasado.

Cabezas no solamente reconoció errores en el equipo, sino que también asumió responsabilidades individuales, como en la jugada del partido contra Malí, en la que derribó a Amara Toure en el borde del área. El árbitro húngaro Istvan Vad sancionó inicialmente una pena máxima, pero luego pitó la falta afuera. .

"Esa jugada fue una imprudencia de mi parte. Son cosas para mejorar, somos seres humanos y, por fortuna, el segundo tiempo de ese partido fue mucho mejor para mí", expresó. .

Aunque matemátcamente Colombia tiene asegurada la clasificación a la segunda fase del Mundial, Cabezas dice que todavía no han llegado a la meta que se trazaron. "Nosotros no hemos cumplido totalmente nuestra labor. Apenas llevamos dos partidos. Hay que enfrentar a Corea con la misma responsabilidad de los dos primeros juegos", expresó.

"El objetivo es que si pasamos de primeros, queriendo Dios, podemos quedarnos en Bogotá. Nuestra idea es pasar de primeros, sí o sí", agregó. .

Cabezas aseguró que el rival de hoy no va a defenderse: "Corea es un equipo muy rápido, que juega a una o dos intenciones. Tiene jugadores muy hábiles y hay que tener mucho cuidado, porque esto es un Mundial y todos los equipos salen a proponer".

Aunque ya no es el capitán (la banda la usa ahora el defensor central Pedro Franco), Cabezas todavía demuestra su liderazgo en el campo, aunque por fuera del mismo quiera mantener un perfil mucho más bajo. "Eso del liderazgo lo miran ustedes los periodistas y el cuerpo técnico. Yo solamente trato de hacer mi trabajo, de servirle al equipo y de ayudar para que la Selección tenga orden", afirmó.

Como el resto de sus compañeros, Cabezas está muy cómodo en Bogotá y se quiere quedar acá para jugar en octavos de final. "Hemos tenido momentos buenos, pero también hay cosas para corregir y pasajes no tan buenos. En estos es cuando más hemos sentido el apoyo de la gente que ha llenado el estadio".

José Orlando Ascencio Subeditor de Deportes El TIEMPO .

COMENTAR
GUARDAR