Brasil, tras la medalla olímpica, quiere figurar en las Eliminatorias

Brasil, tras la medalla olímpica, quiere figurar en las Eliminatorias

La 'canarinha' es sexta con nueve puntos, visitará a Ecuador y recibirá a Colombia.

Brasil quiere enderezar su camino en las Eliminatorias.

Brasil quiere enderezar su camino en las Eliminatorias.

Foto: EFE

30 de agosto 2016 , 08:56 p.m.

Un Brasil ciclotímico, capaz de pasar en dos meses de un sonoro fracaso en la Copa América a los laureles de la medalla de oro en los Juegos Olímpicos, vuelve a las Eliminatorias del Mundial con aires de constante mutación. Un entrenador nuevo, medio equipo novato y un Neymar como siempre estelar, son los ingredientes con los que la 'canarinha' va a tratar de levantar el vuelo en la tabla y volver a meterse en los puestos que dan acceso a Rusia-2018.

La mayor novedad ha llegado en el banquillo, donde Adenor Bacchi 'Tite', considerado el mejor técnico del país en la actualidad, reemplazó a Dunga, quien quemó todo su crédito con la histórica eliminación en la primera fase de la Copa América Centenario.

Tite dejó claro que no pretende aplicar una táctica de tierra arrasada y va a mantener algunas piezas importantes en el último equipo de Dunga, aunque si bien es cierto, desde el Mundial de 2014, la selección brasileña está inmersa en un constante proceso de cambios de cromos.

A grandes rasgos, Tite ha mantenido intacta toda la retaguardia de Dunga y ha rejuvenecido el sector ofensivo incorporando a algunos de los integrantes de la selección olímpica que ganó el oro en Río 2016, el pasado 20 de agosto.

Entre ellos sobresalen dos delanteros jóvenes y rápidos como Gabriel Jesús, que se incorporará al Manchester City en enero, y Gabriel, que ya ha hecho las maletas con rumbo al Inter de Milán. Otra gran novedad es el lateral izquierdo Marcelo, que vuelve a la selección después de ocho meses de ausencia por sus diferencias con Dunga, aunque tendrá que pelear por el puesto de titular con Filipe Luis.

El centro de la cancha es otro sector que trae bastantes novedades y en el que Tite podrá probar variantes para comenzar a definir qué idea tiene para la selección brasileña. Al haber dejado fuera de la convocatoria a Luiz Gustavo, el hombre de confianza de Dunga, lo más probable es que convierta a Casemiro y a Renato Augusto, dos jugadores con buen toque y destreza en la recuperación, en la pareja encargada de repartir el juego.

La selección brasileña venía de dos años seguidos de amarguras, tras sus fracasos en el Mundial y en las Copas Américas de 2015 y 2016, pero gracias al oro olímpico se quitó la ansiedad de encima de un plumazo. El gran problema para Tite es la falta de tiempo para hacer experimentos y el nulo margen de error que tiene por encontrarse en estos momentos en sexta posición de las Eliminatorias, con 9 puntos, fuera de los puestos de clasificación al Mundial, un puesto muy bajo que nunca había ocupado Brasil a estas alturas del campeonato.

Por lo apretado de la clasificación, Brasil tiene buenas opciones de recuperar terreno si gana sus dos partidos de esta doble jornada, que comienza contra Ecuador, en Quito, este jueves 1 de septiembre, y concluye frente a Colombia, en Manaos, el 6 del mismo mes; pero, del mismo modo, cualquier traspiés puede mandarlo al fondo de la tabla.

Llegan a los duelos con dos empates: 2-2 frente a Uruguay, y el mismo resultado, pero contra Paraguay.

EFE

COMENTAR
GUARDAR
Personalice
Sus favoritos
Aquí puede seleccionar sus equipos y ligas favoritas para consultar noticias y estadísticas
ACEPTAR