Barcelona remonta, vence 2-1 a Sevilla y gana la Supercopa de España

Barcelona remonta, vence 2-1 a Sevilla y gana la Supercopa de España

Goles de Piqué y Dembelé definieron el primer título de la temporada, en buen partido de Muriel.

Barcelona

Venció a Sevilla, de Muriel

Foto: Reuters

12 de agosto 2018 , 05:02 p.m.

Barcelona pasó apuros pero se apuntó el primer título de la temporada, la Supercopa de España, tras remontar y superar por 2-1 al Sevilla, que tuvo a Luis Muriel de titular. Se ilusionaron los compañeros del colombiano con Sarabia pero Piqué primero y Dembelé después, con un golazo, sepultaron la ilusión.

El primer tiempo fue de inspiración para el Sevilla, cuyo plan de recuperar la pelota y salir a velocidad de Fórmula 1 daba resultado desde el minuto 8, cuando en una de esas excursiones la tomó Muriel por el medio, regateó la marca y encontró a su derecha a Sarabia, preciso en el remate para vencer a Ter Stegen.

La jugada pasará a la historia porque fue la primera vez que se usó el VAR en España, pues la jugada se anuló en primera instancia por presunto fuera de lugar, pero después de la revisión el gol fue validado.

Seguía fiel su libreto Sevilla, pleno de sacrificio y ambicioso con la pelota. Y pocos interpretaban tan bien las líneas como Muriel, quien jugaba un partido pleno de sacrificio, apoyando la tarea de marca en terreno rival, persiguiendo a Busquets e incluso a Messi, y siendo compañero perfecto para las llegadas de Sarabia y Vazquez o intentando él mismo, al 31, un cabezazo que no hizo daño.

Pero poco a poco fue conectándose Messi con los suyos y sirviendo pelotas para Dembelé, errático, y Suárez, otro que se perdía el empate al 36 en un remate cruzado que se le fue muy abierto. La cancha se inclinaba y así el empate se presentía.

Llegaría al minuto 41, un tiro libre de Messi se estrelló en la base del palo izquierdo y en el rebote se avivó Piqué para meter la pelota al arco.
Al 43 se perdió el empate Sevilla tras un gran ingreso de Muriel al área, quien sacó al marcador Semedo para meter un pase hacia atrás perfecto para Sarabia, pero el arquero Ter Stegen salvó a su equipo.

Y del otro lado el espectáculo era de Messi, que se asumía de capitán y llevaba de su mano –y de su zurda- a su equipo hacia el triunfo.
La tuvo Muriel al 56 pero le picó alta la pelota y le salió afuera del arco y al 59 se fue del campo, una lástima aunque la realidad es que ya lucía agotado.

Al travesaño fue el cabezazo de Vásquez, quien superó a Rakitic y por pura mala fortuna no adelantó a su equipo al 61. Y al 68 de nuevo se animó el argentino, con espacio entre Semedo y Piqué, pero se le fue muy cruzado el remate.

Al 85 debutó Arturo Vidal en reemplazo del francés Dembelé. Y al 89 se sancionó penalti para Sevilla por falta de Ter Stegen y con el mayor desgano cobró Ben Yeder a manos del alemán. ¡Increíble!

Al final, Barcelona confirmó su favoritismo y Messi levantó una copa más.

COMENTAR
GUARDAR