Tolima y Gabriel Camargo, un matrimonio por los años de los años

Tolima y Gabriel Camargo, un matrimonio por los años de los años

Dicha unión comenzó en los setenta, luego hubo un receso y desde 1992 no se separan.

15 de enero 2015 , 11:26 a.m.

Gabriel Camargo fue uno de los hombres más felices cuando el árbitro Gustavo González decretó el final de la Copa Colombia. El dirigente, como pudo, caminó rápido para poder ingresar al campo de juego del estadio El Campín y así sentirse más protagonista que nunca de la obra que construyó, apoyó y de la que ahora siente muy orgullo.

Ese instante memorable del festejo con el trofeo en la mano, como aquel domingo 21 de diciembre de 2003 cuando su Tolima ganó la Liga II, quedará para siempre en la memoria. Su estampa inconfundible para acomodarse en la zona de los campeones y esa sonrisa llena de orgullo al momento de levantar la Copa serán imágenes que se repetirán una y otra vez durante un buen tiempo.

"Este es un momento muy bonito para mí, es culminar con un título un esfuerzo muy importante de todo el plantel y de todo el pueblo tolimense, de verdad que esto es inolvidable", dijo Camargo, quien era perseguido por varios periodistas que lo buscaban para saber la opinion del padre de esta 'criatura' en la que se convirtió Deportes Tolima.Camargo y 'dos matrimonios'

Camargo, casado en su vida con Leonor Serrano y padre de tres hijos, emprendió un nuevo matrimonio que lo marcaría tanto en su vida como el otro. Fue a finales de los años 70 cuando aceptó el compromiso de guiar al Deportes Tolima en la parte directiva. Desde entonces los resultados comenzaron a aparecer, principalmente los de comienzo de los 80 cuando logró el subcampeonato del fútbol colombiano en 1981 y en 1982 cuando Tolima alcanzó las fase de semifinal de la Copa Libertadores.

La ambición política de Camargo hizo que diera un paso al costado y se alejara del Tolima a mediados de los ochenta. Pareció el final de su relación con el fútbol, pero años más tarde, en 1992, el exsenador regresó a su amor de siempre: el 'Tolimita', para nunca más alejarse de él.

Asi pasaron varios años de flojas campañas, un descenso incluído (1993), hasta que llegó el logro de 2003: el campeonato del Torneo Finalización que hizo realidad un sueño y que también tuvo a Camargo como protagonista. "Ese titulo aún se recuerda, fue muy bonito ver feliz a todo el departamento. Ese fue un equipo que nos llenó de orgullo", recuerda el maximo accionista del Tolima. Un grupo que comandó en la parte técnica Luis Augusto García y que en el campo destacó a jugadores como el arquero Diego Gómez, Arley Dinas, Geovanni García, Hernando Patiño, Ricardo Ciciliano, Jhon Charria, Henry Zambrano, entre otros.

Tolima, desde entonces, comenzó a ser mas protagonista del fútbol colombiano. Cayó en la final del 2006 de la Liga con Cúcuta Deportivo en otra temporada que tuvo a Gabriel Camargo como presidente del club.

Los inconvenientes economicos aparecieron, como sucede en los matrimonios, pero las soluciones siempre llegaron. Muchas veces se criticó a Camargo porque decía que Tolima no iba a disputar el torneo, que no tenia plata y cuando faltaban horas para el arranque, Tolima jugaba...¡y ganaba!.

Los años y los torneos han pasado. Camargo y Deportes Tolima siguen juntos y felices. El miércoles en El Campin ratificaron su amor, se prometieron más años de felicidad y dejaron claro que este matrimonio será eterno. Por los años de los años.

Leonardo Duque Soto
Periodista de Futbolred

COMENTAR
GUARDAR