"En la B se corre un montón, pero hay menos técnica": Leandro Gracián

"En la B se corre un montón, pero hay menos técnica": Leandro Gracián

El argentino le contó a FUTBOLRED los retos y expectativas que trae a su llegada a Colombia.

Leandro Gracián, en acción de juego con Cúcuta frente a Universitario.

Leandro Gracián, en acción de juego con Cúcuta frente a Universitario.

Foto: Efraín Patiño

28 de febrero 2016 , 07:52 a.m.

Es sin duda una de las contrataciones más llamativas que trae el Torneo de la B para este 2016. Cúcuta Deportivo le apuesta a un hombre con talento y experiencia para regresar a la Primera División: tarea que el argentino Leandro Gracián está dispuesto a afrontar de la mejor manera y con la mayor responsabilidad.

El volante, oriundo de Buenos Aires, tiene una extensa trayectoria que lo ha llevado a equipos de renombre como Boca Juniors, Vélez Sarsfield, Independiente, Colón de Santa Fe, Monterrey, Querétaro y hasta Aris Salónica, de Grecia.

Ahora, con el conjunto ‘motilón’, espera alcanzar un objetivo que aún está pendiente en su carrera: lograr un ascenso.

¿Qué lo motivó a aceptar la propuesta de Cúcuta?

“Me motivó el gran desafío de poder llevar a Cúcuta a la Primera División. Los ascensos son retos que marcan la carrera deportiva de un futbolista, no todos lo logran y es una tarea que a veces requiere años. Claro que en Colombia me han querido de otros clubes, pero no se dieron las cosas. De acá me llamaron, me dijeron que querían contar con mis servicios, conversamos y me convencieron, así que tomé la decisión de jugar en un país en el cual hace rato quería jugar. Aparte de lo económico, uno mira lo deportivo, sé que a mi edad no vine a hacerme millonario con Cúcuta, eso es una realidad, pero uno viene a buscar comodidad dentro y fuera de las canchas. Tengo amigos y colegas que darían todo por jugar en cualquier club, así sea en tercera, porque lo que más valora un futbolista es estar dentro de la cancha”.

¿Qué expectativas le genera venir al fútbol colombiano?

“La principal expectativa que tengo es llevar al equipo a la Primera División, es ahora mi obsesión y compromiso. Entiendo que no es lo mismo estar en Primera y los objetivos son otros, pero sé de la responsabilidad que es jugar en una ciudad como esta, una institución con hinchada e historia, que sea X el motivo por el cual descendió, hay un compromiso por afrontar un Torneo en el que cada partido será nuevo y todo un reto para mí”.

¿Cree que la B no es poco para su gran trayectoria?   

“Lo que pasa es que tampoco se dieron las otras opciones, me llamaron de varios clubes de Colombia y otros del exterior, pero no se logró concretar un acuerdo como tal. Bueno, no se dio la posibilidad de estar en Primera, pero creo que Cúcuta es un equipo con nombre en Colombia y lo veo también como una vitrina para que acá vean cómo soy y cómo juego y, quien quita, poder regresar a disputar campeonatos internacionales”.

¿Cómo ve el estilo del fútbol en la B? ¿Cree que hay más juego fuerte, que se da mucha patada?

“Tuve la oportunidad de jugar también en la B de Ecuador con Manta y ahora se da con el Cúcuta para disputar esta categoría y lo que veo es que se corre un montón, pero hay menos técnica. Comparándolo con los clubes de Primera, veo que tienen menos técnica y menos ritmo, y creo que también se da porque las condiciones de las canchas, los estadios y los procesos de entrenamiento carecen, en muchos casos, de la calidad que poseen los que están en la A. He podido ver en estos partidos que se corre mucho y te quitan la posibilidad de tener más espacio. Espero encontrarle la vuelta para poder hallar esos espacios de los que hablo, o sino, así nos va a costar ante la continua presión, la intensidad y el juego brusco que caracteriza a esta división. No sé aún, pero me imagino que va a ser así todo el año, por eso hay que prepararse bastante”.

futbolred

Leandro Gracián, jugador de Cúcuta Deportivo. Archivo Particular

 ¿Por qué cree que ha cambiado o ha pasado por muchos equipos en los últimos años de su carrera deportiva?

“Porque yo me he quedado con el pase, fue diferente cuando este era del club, así como paso en Boca Juniors o Vélez Sarsfield, con los que firmé contratos por periodos más largos. Al tener el pase en tu poder las cosas cambian y generalmente los fimo por 6 meses o un año y se renueva de acuerdo al nivel en el que se esté en ese momento o a los acuerdos que se hagan con el club. Es una realidad, vas cambiando para encontrar tu lugar, un espacio en donde se sienta más cómodo y en buenas condiciones para trabajar. Ahora, otra ventaja que me da ser dueño de mi pase es la posibilidad de estar más abierto al mercado actual que cuando está bajo la propiedad del club. Y en Cúcuta vi una ciudad y una institución en las que me he sentido cómodo y a gusto para dar lo mejor de mí”.

¿Cómo se siente física y futbolísticamente en estos momentos?

“Físicamente me siento bien, vengo en ritmo de competencia ya que el año pasado jugué muchos partidos con Santaní, de Paraguay, y ese crecimiento lo he venido adquiriendo durante este último tiempo. Lo que falta es que nosotros tengamos una identidad de juego en Cúcuta, hay que entender que  quedaron dos jugadores del año pasado y han llegado como 25 jugadores nuevos y eso nos lleva a un proceso de adaptación. Sabemos que este proceso requiere tiempo y seguro generará algunas molestias o inconformidades cuando los resultados no se den como todos deseamos, pero pienso que hay que ir con calma, que todo se irá logrando con trabajo y compromiso. También ha sido algo difícil adaptarme a las condiciones climáticas, al fuerte calor y a la humedad, situaciones en las que no estoy tan acostumbrado, pero eso se va ganando con el tiempo. Pero, en general, me siento muy bien por la forma en que me han tratado y me han acomodado a la dinámica del grupo. Soy optimista de que este ciclo con Cúcuta será muy positivo para mi carrera”.

¿Cómo se ve en el futuro? 

“Mi objetivo, ahora, desde lo futbolístico, es hacer una gran campaña con Cúcuta en esta temporada, también tengo la idea de volver a Vélez Sarsfield en un futuro, equipo en el que inicié mi carrera. O si no se da, volver a un equipo de Primera en Argentina, y por qué no, volver a disputar una Copa Libertadores o una Copa Suramericana. Ya en el día de mañana, cuando ya no juegue más al fútbol, la idea es seguir ligado a este deporte, pues es lo que más sé hacer, es lo que disfruto, es una pasión para mí, ya sea como entrenador o en la formación de nuevas generaciones”.

César Dussán
Para Futbolred

COMENTAR
GUARDAR