Lo bueno, lo malo y lo feo del 2-1 de Millonarios sobre Nacional

Lo bueno, lo malo y lo feo del 2-1 de Millonarios sobre Nacional

El clásico entre los dos equipos con más estrellas en Colombia dejó varios hechos.

La victoria 'embajadora' no tuvo discusión, jugó mejor que el verde antioqueño.

La victoria 'embajadora' no tuvo discusión, jugó mejor que el verde antioqueño.

Foto: Juan Diego Cano/ ETCE

31 de marzo 2016 , 07:57 p.m.

El clásico entre Millonarios y Atlético Nacional estuvo a la altura de las expectativas. Ambos equipos contaron con posibilidades de gol, pero fue el local el que se llevó los 3 puntos con el 2-1 sobre los verdes.

Así, estos son algunos aspectos que destacamos del compromiso pendiente de la fecha 9 de la Liga I-2016.

Lo bueno: Millonarios. Fue un onceno que luchó cada pelota, no se amilanó contra su rival y se entregó por su hinchada. El planteo de Rubén Israel dio resultados, un equipo ordenado, que supo presionar la salida de Nacional en el momento justo y se llevó el gran premio. Y la actuación de David Silva, autor de los dos goles azules, con personalidad, dinámica y actitud.

Lo malo: Nacional. Un equipo que no tuvo manejo de balón, le faltó equilibrio en la mitad del campo, perdió los duelos individuales, lució frio en El Campín y cuando trató de reaccionar era muy tarde, ya el partido estaba perdido.

Lo feo: el amago de bronca al minuto 71 entre Víctor Ibarbo y Andrés Cadavid. El atacante de Nacional se había visto acelerado y beligerante, antes con Robayo y luego con el central, con el que se encararon.

Lo colorido: la afición de Millonarios preparó una salida para aplaudir. Con un tifo, enviaron un mensaje a sus jugadores: “El triunfo es hoy”, fue la coreografía que se vio en la tribuna de Oriental.

Lo reprochable: Víctor Ibarbo. El atacante ‘verdolaga’ no inspiró peligro para la zaga de Millonarios; en cambio, su actitud fue de querer enfrentar a los rivales con fuerza y alevosía…Al final vio la tarjeta roja.

Lo estadístico: el de este jueves, fue el segundo doblete de David Mackalister Silva desde que regresó a Millonarios. El primero fue en septiembre de 2015, en la victoria 0-3 en la visita a Chicó. Pero sin duda contra Nacional, por la calidad del rival y por estar ante su gente, es el más importante.

Redacción Futbolred

COMENTAR
GUARDAR