El despertar del 'Tigre': en 2016, Falcao recobró su poder goleador

El despertar del 'Tigre': en 2016, Falcao recobró su poder goleador

El año que termina significó el renacer del máximo goleador histórico de la Selección Colombia.

En un semestre, Falcao anotó 15 goles oficiales, tres veces las anotaciones hechas entre la segunda mitad de 2014 y la primera de 2016.

En un semestre, Falcao anotó 15 goles oficiales, tres veces las anotaciones hechas entre la segunda mitad de 2014 y la primera de 2016.

Foto: Archivo ETCE

29 de diciembre 2016 , 01:37 p.m.

Radamel Falcao García recuperó la sonrisa. Desde la lesión que lo alejó de las canchas en enero de 2014, el samario no lograba cuajar una buena temporada. Hoy por hoy, el atacante suma once tantos en la Liga francesa y tiene el mejor promedio goleador entre las cinco principales ligas de Europa: una anotación cada 69 minutos.

Tras recuperarse de su lesión, Falcao intentó en Inglaterra, con el Manchester United y el Chelsea, pero no tuvo continuidad. Las lesiones y las decisiones técnicas lo hicieron perder ritmo y su paso por la Premier League dejó un saldo de solo cinco goles en competiciones oficiales.

El exPorto también se empezó a perder convocatorias de la Selección nacional. Desde octubre de 2015 estuvo por fuera de los planes de José Pékerman y su último gol con la ‘tricolor’ fue el 6 de junio de ese año, en un amistoso frente a Costa Rica.

Sin embargo, 2016 significó el renacer para el Tigre'. El pasado 10 de junio confirmó, vía Instagram, su regreso al Mónaco, equipo dueño de su pase. La noticia fue recibida en medio de diversos comentarios de apoyo y escepticismo.

En pretemporada, Radamel alimentó la ilusión de los aficionados colombianos al marcar dos goles en igual cantidad de juegos. Y en su primer partido oficial, el 27 de julio, anotó la única diana del conjunto monegasco en la derrota 2-1 frente al Fenerbahce turco por la tercera ronda previa de la Champions League.

Una semana después, en el juego de vuelta, fue figura: gol y asistencia en la victoria 3-1. Sin embargo, salió lesionado y estuvo por fuera de las canchas por más de un mes. Volvió el 10 de septiembre, en la victoria 4-1 del Mónaco sobre el Lille, por la Liga francesa.

Tardó una semana más en volver a anotar: convirtió un tanto en la victoria 3-0 del Mónaco frente al Rennes. A partir de ahí, el olfato goleador de Falcao despertó y el atacante sumó otras diez anotaciones más en Liga y dos en Champions. Incluso convirtió un triplete luego de cuatro años.

Y para completar las buenas noticias, su nombre volvió a corearse en el Metropolitano de Barranquilla el pasado 10 de noviembre: el delantero ingresó para el segundo tiempo del partido que la ‘tricolor’ empató 0-0 con Chile, en medio de un atronador aplauso.

El próximo año, Falcao tendrá por delante varios retos. En Liga, el Mónaco es segundo a dos puntos del líder Niza, a falta de 19 fechas. Además, entre febrero y marzo el conjunto del Principado disputará la llave de octavos de final de la Champions League frente al Manchester City.

Por otra parte, tiene el reto de ayudar a resolver la sequía de gol que afecta a la Selección Colombia. En 2017, se jugarán los últimos seis partidos de la Eliminatoria a Rusia-2018 y el combinado patrio necesita ganar, puesto que, por ahora, está fuera de los puestos de clasificación al Mundial.

En el final del 2016, Falcao disfruta de unas merecidas vacaciones en Nueva York junto a su familia. El samario está a la espera que el nuevo año sea mejor que el que termina, año en el que no solo él, sino todo el país futbolero recuperó la esperanza.

Álvaro José Carvajal Vidarte
Escuela de Periodismo Multimedia de EL TIEMPO
Especial para Futbolred

COMENTAR
GUARDAR