Champions League

Real Madrid, el rival de Juventus en Cardiff tras superar al Atlético

El equipo de Simeone ganó 2-1 en el Vicente Calderón pero el global terminó 4-2. Benzema, figura.

FOTO: REUTERS

Real Madrid, finalista de Champions

Mayo 10, 2017

Real Madrid superó el tremendo susto que le dio el Atlético con un 2-0 al minuto 16, pero con experiencia, paciencia, marca eficiente, seguridad en el arco y la enorme figura de Benzema, salió del atolladero y clasificó a la final de la Champions.

Al minuto 4 ya avisaba de su presencia Carrasco, al 6 salvaba Oblak en la raya a remate de Casemiro y de una vez contestaba Fernando Torres con un remate por encima del travesaño.

Un penalti a Sergio Ramos de Godín que no sancionaron y uno a Carrasco, que no fue, a pesar del airado reclamo, agitaban el ambiente.

Atlético empezó haciendo lo que le correspondía: el primer gol fue obra de Saúl en una especialidad de la casa, tiro de esquina y certero apareció sin marca el volante del Atlético. ¡Y la gente quería meterse a la cancha!

Y al 16 sí que cayó la marea roja: un error del recién llegado Varane (tras la lesión), un toque a Fernando Torres en el área, provocó un penalti sin discusión que cambió por gol el joven Griezmann. ¡La remontada estaba servida!
Después el partido fue brillantemente conducido al terreno del local: presión alta, patadas que van y vienen del medio hacia arriba, marca asfixiante para que el rival no supiera qué hacer con la posesión de la pelota. Para probar la teoría, un detalle: al 35 ya tenían amarilla Godín y Sergio Ramos.

Y cuando todos los caminos se cerraban para los de negro, Benzema se hizo falso 9 y recuperó una pelota para Isco, que estaba donde tocaba en el rechazo defectuoso de Oblak. Minuto 41, 2-1, serie 4-2, gol visitante. Silencio en el Vicente Calderón.

A los dos minutos del segundo tiempo aparecía el ausente: Cristiano Ronaldo probaba en el tiro libre a Oblak y este respondía de puro reflejo. Real Madrid salía más fresco, obvio. Y ya no hervía la tribuna, ya todo era pura presión.
Volvió la voz a los hinchas sobre el minuto 60, minutos después de una tremenda falta de Gabi sobre Casemiro que bien valía su segunda amarilla. Apareció Carrasco, Keylor se complicó en el saque y lo que parecía una buena salida acabó en un intrascendente lateral.

Y el show de Navas al 66: tirado en el césped dejó Carrasco a Danilo antes de soltar un remate furioso que rechazó el buen portero ‘merengue’ y en el rebote de cabeza fusiló también Gameiro para otro lucimiento del portero con un oportuno manotazo. Al 70 de nuevo Navas le cerró la puerta a Griezmann para probar que si alguien quiere hablar de individualidades en el Real Madrid, tiene que incluirlo en la lista.

Simeone, quiso intentar el milagro una vez más con el ingreso de Correa. Y por ahí apareció una nueva llegada que esta vez conjuró Ramos.

Con todo, la suerte del Atlético estaba echada y ya el equipo de Zidane sólo necesitaba dejar pasar el tiempo para celebrar la clasificación a una nueva final, aún en medio del tremendo aguacero que despidió al estadio Vicente Calderón, donde se celebró este miércoles el último encuentro europeo de los 'colchoneros'.

Fue así Real Madrid hizo valer su ventaja de 3-0 en el juego de ida, volvió a echar mano de sus talentos individuales para salir del laberinto que le planteó el Atlético y confirmó su reserva a Cardiff, el próximo 3 de junio.

Va el campeón de Champions a probarse contra Juventus. Van los colombianos James Rodríguez y Juan Guillermo Cuadrado a cumplir un sueño más. 

Redacción Futbolred

Sigue bajando para encontrar más contenido